Contenido externo

El siguiente contenido proviene de socios externos. No podemos garantizar al usuario el acceso a todos los contenidos.

Tanques norcoreanos desfilan por la plaza Kim Il-Sung de Pyongyang el 10 de octubre de 2015

(afp_tickers)

Corea del Norte lanzó este sábado un nuevo vídeo de propaganda bajo el amenazante título de 'Última oportunidad', en el que muestra el supuesto lanzamiento de un misil nuclear submarino contra Washington y concluye con la bandera de EEUU envuelta en llamas.

El vídeo de cuatro minutos, publicado en el sitio de propaganda DPRK Today, hace un recorrido por la historia de las relaciones entre ambos países y termina con una secuencia manipulada digitalmente en la que un misil acaba cayendo frente al monumento a Lincoln en Washington.

El edificio del Capitolio explota entonces por el impacto y un mensaje en coreano aparece en la pantalla: "Si los imperialistas estadounidenses avanzan una pulgada hacia nosotros, les golpearemos inmediatamente con (el arma) nuclear".

Pyongyang ha incrementado la retórica bélica en las últimas semanas, y amenaza prácticamente a diario con el uso de su armamento nuclear o bombardeos convencionales contra Corea del Sur y EEUU, en respuesta a la escalada en el despliegue militar de los dos aliados.

La tensión entre ambas Coreas ha aumentado después de que Pyongyang llevara a cabo su cuarto ensayo nuclear en enero y lanzara un cohete portador de un satélite que fue percibido como un ensayo camuflado de lanzamiento de misil balístico.

Corea del Norte quiere capacidad para lanzar misiles balísticos submarinos (SLBM), lo que le permitiría desplegarse mucho más allá de la península coreana y llevar su amenaza nuclear al siguiente nivel.

Para ello, ha llevado a cabo varios ensayos supuestamente con éxito, si bien los expertos han puesto en duda la veracidad de estas pruebas y sugieren que Pyongyang está lejos de conseguir tal capacidad.

El sábado, activistas surcoreanos volvieron a lanzar decenas de miles de panfletos contra su vecino del norte en la frontera entre ambos países, un instrumento de propaganda empleado habitualmente por Seúl, con la consiguiente amenaza de represalias por parte del régimen de Kim Jong-Un.

"Planeamos lanzar un total de diez millones de panfletos en el norte en los próximos tres meses condenando los ensayos nucleares de Corea del Norte", explicó a la prensa el desertor y activista Park Sang-Hak.

Neuer Inhalt

Horizontal Line


subscription form

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

Regístrese para recibir en su correo electrónico nuestro boletín semanal con una selección de los artículos más interesantes

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

swissinfo en español en Facebook

Únete a la nueva página de SWISSINFO EN ESPAÑOL en Facebook

Únete a la nueva página de SWISSINFO EN ESPAÑOL en Facebook

AFP