Contenido externo

El siguiente contenido proviene de socios externos. No podemos garantizar al usuario el acceso a todos los contenidos.

Hasán Rohani habla durante una rueda de prensa que dio el domingo 27 de febrero en Teherán

(afp_tickers)

Los aliados reformistas y moderados del presidente iraní Hasán Rohani, que cuenta con ellos para desarrollar y acelerar su política de apertura, superan a los conservadores en las elecciones legislativas, aunque ninguno de los campos obtuvo una mayoría clara en el país de acuerdo a los resultados parciales de este domingo.

La lista "Esperanza", una alianza de reformistas y moderados, logró conquistar los 30 escaños parlamentarios de la circunscripción de Teherán, una victoria importante para Rohani, que busca reforzar su poder frente a los conservadores.

Cerca de 55 millones de electores estaban llamados el viernes a escoger a los 290 miembros del parlamento y a los 88 miembros de la Asamblea de los Expertos, dos instituciones actualmente controladas por los conservadores.

Del total de escaños, los reformistas y moderados han obtenido hasta ahora 89 contra 86 de los conservadores, según resultados parciales brindados por la agencia de prensa ISNA. Diez candidatos independientes también lograron ser electos, sin conocerse aún exactamente su filiación política.

Los resultados para otros 60 escaños serán anunciados de aquí al martes.

En cambio, deberá organizarse una segunda ronda para conocer quiénes ocuparán 51 escaños restantes, puesto que los candidatos en liza por éstos no recogieron las voluntades necesarias.

- Avance progresista -

Dos religiosos conservadores conocidos por su hostilidad hacia los reformistas, los ayatolaes Mohammad Yazdi, actual jefe de la Asamblea de Expertos, y Mohammad Taghi Mesbah Yazdi, no serían reelegidos de acuerdo a los resultados actuales.

En cambio, el ayatolá Ahmad Janati, jefe del poderoso Consejo de los Guardianes de la Constitución (conservador), sí logró ser reelegido.

Asimismo, el guía supremo de la República islámica, Ali Jamenei, de 76 años de edad, señaló en la jornada que el "el progreso del país es el objetivo principal (...) y el próximo Parlamento tendrá pesadas cargas", en un mensaje televisado, adivirtiendo respecto a "un progreso superficial sin independencia ni integridad nacional".

Rohani, un religioso moderado, quiere capitalizar los avances logrados tras el acuerdo nuclear de julio con las grandes potencias y el levantamiento de las sanciones con un parlamento favorable a sus políticas de apertura.

Para Rohani, un motivo de satisfacción ha sido la elección de Akbar Hachemi Rafsandjani, ex presidente del país, para la Asamblea de Expertos por la circunscripción de Teherán. Esta asamblea está integrada por 88 religiosos por un periodo de 8 años, los que eligen al guía espiritual y juegan un rol determinante en la vida política y religiosa del país.

Rafsandajani afirmó en un 'tuit' que "nadie puede resistirse a la voluntad del pueblo, y quienes no quieran hacerlo deben retirarse".

La lista de los reformistas y moderados en Teherán, la capital, estaba liderada por Mohamad Reza Aref, excandidato reformista en las presidenciales de 2013.

Aref se sitúa como el candidato más votado en Teherán, con 1.323.643 votos, seguido por el conservador moderado Ali Motahari, aliado de los reformistas, con 1.185.398 votos.

En la última campaña presidencial, Reza Aref se retiró a favor del candidato moderado Rohani, permitiéndole así ganar en la primera vuelta.

- 'Por encima de las expectativas' -

Los reformistas habían boicoteado las elecciones legislativas de 2012 en protesta por la reelección del presidente ultraconservador Mahmud Ahmadinejad en 2009, que consideraban fraudulenta.

En cambio, este año se presentaron en masa a la consulta, a pesar de que muchos candidatos fueron vetados por el Consejo de los Guardianes de la Constitución, que además controla las elecciones.

Para fortalecer sus posibilidades de victoria, los reformistas se aliaron con los moderados y presentaron la lista "Esperanza".

Los más conservadores organizaron por su parte una gran coalición en sintonía con el Guía Supremo, el ayatolá Alí Jamenei, preocupado por la "infiltración" extranjera en caso de victoria de reformistas y moderados.

Jamenei, de 76 años, aprobó el acuerdo nuclear pero expresa con frecuencia su desconfianza hacia las grandes potencias occidentales, en primer lugar Estados Unidos, acusadas de querer "infiltrase" en Irán.

La mayor parte de los conservadores más radicales que se oponían al acuerdo nuclear fueron eliminados de las elecciones.

Ali Shakuri Rad, un político reformista, dijo que los resultados están "por encima de las expectativas", pero se mostró prudente a la hora de celebrar.

De los 88 escaños que tiene esta institución, 16 corresponden al distrito de Teherán, donde Rafsandjani logró la mayoría.

Neuer Inhalt

Horizontal Line


subscription form

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

Regístrese para recibir en su correo electrónico nuestro boletín semanal con una selección de los artículos más interesantes

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

swissinfo en español en Facebook

Únete a la nueva página de SWISSINFO EN ESPAÑOL en Facebook

Únete a la nueva página de SWISSINFO EN ESPAÑOL en Facebook

AFP