Contenido externo

El siguiente contenido proviene de socios externos. No podemos garantizar al usuario el acceso a todos los contenidos.

Combo de 24 fotos, el 7 de octubre de 2015.

(afp_tickers)

El constructor alemán Volkswagen presentó el miércoles excusas al Congreso de Estados Unidos y asumió su total responsabilidad por el escándalo de los autos trucados.

"Quiero presentar las sinceras excusas de Volkswagen por haber utilizado un programa que sirvió para falsear las pruebas" sobre normas contra la polución del aire, dijo Michael Horn, presidente de VW América del Norte.

"Seamos claros: en Volkswagen asumimos la entera responsabilidad de nuestras acciones y cooperamos con todas las autoridades competentes", añadió Horn.

Aseguró que la empresa se compromete a reparar los daños en cuanto encuentre lo antes posible cómo remediar el problema.

Entretanto, Volkswagen decidió retirar los pedidos de autorización presentados en Estados Unidos para vender sus modelos 2016 equipados con motores diésel que son los involucrados en el engaño de los tests de gases contaminantes.

Cuando se le preguntó cuándo los directivos de VW se enteraron de la trampa, Horn dijo haber sido enterado en la "primavera (boreal) de 2014".

"A fines de 2014, fui informado que los equipos técnicos disponía de un plan específico de soluciones y que estaban discutiendo el tema con las agencias (competentes) sobre ese procedimiento", agregó.

La denuncia se hizo pública el 18 de setiembre y cinco después el Consejo de administración de la compañía dijo que el entonces presidente Martin Winterkorn no estaba enterado.

AFP