Contenido externo

El siguiente contenido proviene de socios externos. No podemos garantizar al usuario el acceso a todos los contenidos.

La sede del grupo de seguros AIG en Manhattan, Nueva York, el 4 de febrero de 2009

(afp_tickers)

Wall Street terminó una semana difícil con una fuerte caída el viernes, siguiendo la estela de otras grandes plazas bursátiles y del mercado petrolero: el Dow Jones perdió 1,76% y el Nasdaq 2,21%.

Según los resultados definitivos al cierre, el índice industrial Dow Jones cedió 309,54 puntos a 17.265,21 unidades, y el Nasdaq, de dominante tecnológico, 111,71 puntos a 4.933,47 unidades.

El índice ampliado S&P perdió 39,86 puntos, 1,94%, a 2.012,37 unidades.

"Un desplome de los precios del crudo hasta nuevos mínimos de hace casi siete años y la volatilidad en el mercado de divisas han pesado sobre la confianza de los inversores en el mundo", señalaron los expertos de Charles Schwab.

"La sensación de tragedia se vio agravada por la incertidumbre antes de las estadísticas chinas esperadas para esta noche y a la proximidad de la decisión de la próxima semana de la Reserva Federal estadounidense sobre un posible aumento de las tasas de interés", agregaron, mencionando una "ansiedad palpable".

Mace Blickskilver, de Marblehead Asset Management, afirmó por su parte que "uno comienza a preguntarse si el desplome del petróleo no va camino a convertirse en una crisis financiera".

Del lado de la economía estadounidense, los muy esperados indicadores de consumo no fueron suficientes para hacer subir la confianza de los inversores.

Pero hubo buenas noticias: los precios de producción se recuperaron más de lo previsto en noviembre y la confianza del consumidor mejoró en diciembre.

Chris Low, de FTN Financial, dijo que estas cifras no hacen más que confirmar la perspectiva de un alza de las tasas de interés el miércoles, pero sin mostrar claramente una economía en fuerte expansión.

"Lo que vemos es que el mercado no está realmente muy satisfecho con la idea del aumento de las tasas", dijo.

El mercado de bonos subió fuertemente. El rendimiento de los bonos del Tesoro a diez años se ubicaba a las 21H20 GMT en 2,134% contra 2,231% el jueves por la noche, los de los bonos a 30 años en 2,883%, frente a 2,967% del jueves.

AFP