Contenido externo

El siguiente contenido proviene de socios externos. No podemos garantizar al usuario el acceso a todos los contenidos.

Sede de la Bolsa electrónica Nasdaq, frente a Times Square en Nueva York, el 24 de agosto de 2015

(afp_tickers)

Wall Street cerró en fuerte baja este viernes en una jornada en la que también cayeron los mercados europeos arrastrados por el crudo y la inquietud por China: el Dow Jones bajó 2,39% y el Nasdaq 2,74%.

El índice industrial Dow Jones perdió 390,97 puntos a 15.988,08 y el Nasdaq, de dominante tecnológica, 126,59 puntos a 4.488,42 unidades, según los datos definitivos de la jornada.

Seguido de cerca por los inversores, el más amplio S&P 500 cayó 41,55 puntos, o 2,16%, a un total de 1.880,29 puntos.

"Está la caída en los precios del petróleo combinada con el continuo temor por las perspectivas de China, y por si fuera poco un fin de semana de tres días" con el lunes feriado en honor a Martin Luther King: estimó David Levy, de Kenjol Capital Management.

"No es bueno", añadió, al tiempo que observa que los índices se recuperaron ligeramente después de haber pasado el 3% al mediodía.

"En esta etapa, estos son los factores técnicos que marcan la pauta", señaló Peter Cardillo, por su parte, de First Standard Financial, conduciendo a los índices a poner a prueba los mínimos alcanzados durante la corrección registrada en agosto pasado.

El S&P 500 quedó una docena de puntos por encima, después de una breve incursión por debajo a mitad de sesión.

Ya afectada por menores precios del barril de petróleo, los más bajos en 12 años, Wall Street se dejó liderar por los mercados de valores chinos y europeos, los cuales han terminado con fuerte caída, y los malos indicadores en Estados Unidos han reforzado el pesimismo entre los operadores.

Muy vigiladas, las ventas minoristas en Estados Unidos han disminuido inesperadamente en diciembre, la actividad manufacturera en el área de Nueva York muestra el nivel más bajo desde la recesión de 2009, y los precios de producción, como los de producción industrial, cayeron más de lo esperado en diciembre.

Sin embargo, aseguró Jack Ablin, de BMO, "la economía (estadounidense) sigue siendo bastante fuerte. No crece al ritmo que nos gustaría, pero sigue creciendo, y los balances (de compañías financieras) son muy sólidos".

"No veo el inicio de una crisis financiera, sino solamente un movimiento de corrección" justificada, sostuvo.

En el mercado de bonos tuvo una fuerta alza. El rendimiento del bono del Tesoro a diez años exhibió +2,030% contra +2,094% del jueves, en tanto que el bono a 30 años subió un 2,810%, frente a 2,890% precedente.

Neuer Inhalt

Horizontal Line


subscription form

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

Regístrese para recibir en su correo electrónico nuestro boletín semanal con una selección de los artículos más interesantes

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

swissinfo en español en Facebook

Únete a la nueva página de SWISSINFO EN ESPAÑOL en Facebook

Únete a la nueva página de SWISSINFO EN ESPAÑOL en Facebook

AFP