Contenido externo

El siguiente contenido proviene de socios externos. No podemos garantizar al usuario el acceso a todos los contenidos.

Unos estudiantes encienden bengalas junto a una bandera quemada de la Unión Europea el 5 de noviembre de 2015 frente al Parlamento griego, en Atenas

(afp_tickers)

La zona euro espera alcanzar a más tardar "a comienzos de la semana próxima" un acuerdo con las autoridades griegas que permita la entrega de un tramo de ayuda de 2.000 millones de euros prometidos a Atenas, indicó este lunes el presidente del Eurogrupo, Jeroen Dijsselbloem.

"Solicitamos al Euro Working Group (que reúne a los directores del Tesoro de la zona euro) reencontrarnos a más tardar la semana próxima para tratar la puesta en marcha de medidas" en Grecia, afirmó Dijsselbloem durante una conferencia de prensa que tuvo lugar en Bruselas tras una reunión de los ministros de Finanzas de la zona euro.

Las negociaciones tropiezan en particular con lo que concierne a los embargos inmobiliarios. Los acreedores de Grecia exigen medidas para facilitar los embargos inmobiliarios, pero Atenas se resiste y quiere mantener algunas disposiciones para proteger a las familias más endeudadas.

No obstante, el ministro francés de Finanzas, Michel Sapin, había dicho este mismo lunes en una rueda de prensa en París que un acuerdo con Grecia es "perfectamente posible".

Sapin dijo que es "extraño exigir a Grecia más de lo que existe" en los países acreedores y recordó que en Francia y Alemania, así como en otros países de la zona euro, hay recursos a disposición de las familias endeudadas amenazadas de embargo.

"Grecia hace esfuerzos considerables" y "respeta escrupulosamente el acuerdo del 13 de julio" que evitó su salida del euro, añadió el ministro francés.

AFP