Navigation

Agente de Mossad no irá a la cárcel en Suiza

Rasgos del agente israelí juzgado en Lausana. Keystone

El Tribunal Federal Helvético, con sede en Lausana, dictó la pena suspendida de 12 meses de cárcel para el agente israelí que compareció por delitos de espionaje. Fuentes oficiales de Israel acogieron el fallo con beneplácito.

Este contenido fue publicado el 07 julio 2000 - 14:58

El primer ministro de Israel, Ehud Barak manifestó su contento al conocer el veredicto de la instancia judicial suprema de Suiza. Es una reacción comprensible en la medida en que el epílogo de este incidente tranquilizará los ánimos en el seno del Servicio de Inteligencia israelí.

El embajador hebreo en Berna, Yitzachk Mayer elogió, por su parte, la independencia del sistema judicial helvético e insistió en que "Israel no tuvo la intención de lesionar los intereses suizos, sino de luchar contra el terrorismo internacional."

Culpable de los cargos formulados

El acusado "Bental" fue hallado culpable de los tres cargos que se le imputan: actividades prohibidas en un Estado extranjero, espionaje político y falsificación de documentos.

Según el presidente del Tribunal, Hans Wiprächtiger, Bental "lesionó el territorio y la soberanía de Suiza de una manera inaceptable"

Cabe recordar que Bental fue arrestado en febrero de 1998, junto con otros cuatro agentes del Mossad, cuando intentaba colocar un dispositivo de escucha telefónica en el domicilio de un suizo libanés, en Berna. Según los agentes israelíes se trataba de seguir los pasos de un prestunto contacto de la guerrilla Hezbollah en Suiza. Extremo desmentido por el "blanco" del operativo.

Sus cuatro acompañantes lograron convencer a la policía bernesa y recobraron su libertad, mientras que "Bental" permaneció detenido por llevar un pasaporte falso y poseer un dispositivo de escucha telefónica.

Hechas las investigaciones se procedió al juicio concluido este viernes (07.07) en la ciudad suiza de Lausana.


Defensa y acusación, conformes

En los estrados judiciales del Tribunal Federal de Lausana, tanto los abogados defensores de Bental como el fiscal federal adjunto, Felix Bänzinger, expresaron su conformidad con la sentencia, que además de ordenar la pena suspendida de 12 meses de cárcel, establece una etapa condicional de dos años, pago porcentual de los costos judiciales, calculados en unos 100.000 francos, y la expulsión del país (de Suiza) durante un período de cinco años.

Por otra parte, los cinco jueces del Tribunal disponen la devolución de los tres millones de francos e interesesl dinero que "Bental" depositó como fianza para recobrar su libertad provisional.

Se cierra pues un juicio poco usual en los estrados del Tribunal Federal de Suiza.

swissinfo y agencias




Este artículo ha sido importado automáticamente del antiguo sito web al nuevo. Si observa algún problema de visualización, le pedimos disculpas y le rogamos que nos lo indique a esta dirección: community-feedback@swissinfo.ch

Los comentarios de este artículo han sido desactivados. Puede encontrar una visión general de los debates en curso con nuestros periodistas aquí. Por favor, únase a nosotros!

Si quiere iniciar una conversación sobre un tema planteado en este artículo o quiere informar de errores factuales, envíenos un correo electrónico a spanish@swissinfo.ch.

Compartir este artículo

Únase a la conversación

Con una cuenta de SWI, tiene la oportunidad de contribuir con comentarios en nuestro sitio web.

Conéctese o regístrese aquí.