Navigation

Alminares: 'No', exportación de armas: 'Sí'

De tres temas evaluados, el de los alminares provocó mayor expectación. Keystone

Este domingo, los suizos tuvieron cita en las urnas en votaciones populares que deciden temas del sistema de democracia directa helvético. Esta vez la voz popular prohíbe la construcción de nuevos minaretes, pero acepta la exportación de armas.

Este contenido fue publicado el 29 noviembre 2009 - 19:51

La participación electoral fue de alrededor del 52%.

Suiza se convierte en el primer país democrático en inscribir en su Constitución abiertamente la prohibición de los alminares, aunque queda claro que esta decisión ciudadana no implica, por otra parte, la edificación de mezquitas ni de otros edificios religiosos de cualquier congregación religiosa.

El Gobierno de Suiza y su Parlamento se habían expresado en contra de esta iniciativa popular y sugerido a la ciudadanía que rechazara la propuesta. No obstante, y pese a la inclinación de las preferencias electorales previas a la cita en las urnas, esta vez los suizos sorprendieron con su claro respaldo a la propuesta.

Si bien este tema de las torres de las mezquitas ha dominado el interés internacional, en Suiza otras dos decisiones se tomaron en las urnas.

Sí al comercio exterior de armamento

Los suizos apoyaron a la industria de la exportación de armas con el claro 'no' del 68,2% a la iniciativa popular del grupo 'Por una Suiza sin Ejército'.

En plena crisis económica, la amenaza de pérdida de empleos, más de 10.000, según la industria del armamento, pesó más en la decisión electoral, que las consideraciones humanitarias y escándalos de venta de armas en condiciones dudosas que no respetaron las reglas de venta al exterior.

La ley actual estipula que se permite la exportación de material de guerra, aunque con las siguientes excepciones:

La venta de armas está prohibida si el país de destino está implicado en un conflicto armado interno o internacional o si viola sistemáticamente y gravemente los derechos humanos.

Este domingo fue la tercera vez desde 1972 que los suizos se pronunciaron en contra de la interdicción de este comercio.

Sí al financiamiento aéreo

El tercer tema que no provocó ningún revuelo durante la época previa a las votaciones de este 29 de noviembre fue el relativo al financiamiento especial al tráfico aéreo. El 65% de los votos lo aceptó. Se trata de un respaldo a la decisión gubernamental de dirigir los 40 millones de francos suizos que el fisco recoge por el impuesto al queroseno al financiamiento de la aviación. Hasta ahora ese capital se dirigía, sobre todo, a la circulación vehicular.

La cita de hoy fue la última de la agenda de votaciones de 2009 en Suiza.

swissinfo.ch y agencias

Este artículo ha sido importado automáticamente del antiguo sito web al nuevo. Si observa algún problema de visualización, le pedimos disculpas y le rogamos que nos lo indique a esta dirección: community-feedback@swissinfo.ch

En cumplimiento de los estándares JTI

En cumplimiento de los estándares JTI

Mostrar más: SWI swissinfo.ch, certificado por la JTI

Los comentarios de este artículo han sido desactivados. Puede encontrar una visión general de los debates en curso con nuestros periodistas aquí. Por favor, únase a nosotros!

Si quiere iniciar una conversación sobre un tema planteado en este artículo o quiere informar de errores factuales, envíenos un correo electrónico a spanish@swissinfo.ch.

Compartir este artículo

Cambiar la contraseña

¿Quiere borrar el perfil definitivamente?