Ayuda suiza al desarrollo: por ahora, no subirá

La real integración de la mujer campesina en el desarrollo es una de las metas de COSUDE en Bolivia. Keystone

Adrian Schläpfer, director general adjunto de COSUDE, descarta por ahora la viabilidad política de tal aspiración expresada recientemente por ONG suizas para la ayuda al desarrollo.

Este contenido fue publicado el 06 junio 2007 - 20:36

En visita de trabajo a Bolivia, el alto funcionario de la Agencia Suiza para el Desarrollo y la Cooperación señaló además sus puntos vista sobre las perspectivas del país andino. Entrevista.

Gran conocedor de la realidad boliviana gracias a su labor de cooperación al desarrollo en los difíciles años 80 en aquella nación, Adrian Schläpfer sostiene que COSUDE seguirá cooperando en el marco del respeto de los compromisos.

Dada su condición de Jefe del Departamento de Cooperación Bilateral al desarrollo en COSUDE, se informa en el terreno sobre el estado, avance y futuros pasos en la ejecución de los programas y proyectos de desarrollo en los que colabora Suiza.

swissinfo: La red de ONG suizas ha vuelto a pedir en Berna que la ayuda pública al desarrollo suba del actual 0,4% al 0,7% del PIB.

Adrian Schläpfer: Francamente, políticamente, no creo que en este momento sea posible llegar al 0.7%, pero por supuesto que como COSUDE vemos con buen ojo cualquier esfuerzo de concientizar a la población suiza sobre el gran desafío de la pobreza en el mundo y en cuanto a los recursos financieros que son necesarios para hacer frente a este problema.

swissinfo: ¿Quizá en los próximos años?

A.Schläpfer.: Bueno, no soy profeta. En este momento más bien estamos luchando para mantener el 0.4% y tal vez poder aumentar un tanto, pero estas son discusiones que se están llevando en la administración suiza y vamos a ver lo que es posible.

Estamos, en general, en una lógica de cierta reducción del sector público, de corregir las causas estructurales del déficit de la cuenta pública. Entonces, hay que ver en este ámbito las demás tareas del Estado. Pero yo creo que es saludable que las organizaciones no gubernamentales sigan planteando este tema.

swissinfo: Usted estuvo en Bolivia en los años 80

A.Schläpfer: Los años 80 me tocó estar aquí, cuando todo el proceso de reajuste macroeconómico -con sus respectivas medidas de amortiguación- estaba, digamos, muy en el ojo de la comunidad internacional y Bolivia era en aquel entonces una especie de ejemplo a nivel de América Latina e inclusive mundial.

Se trataba pues de ver cómo se podía arreglar una situación económica que a mediados de los años 80 era totalmente caótica y que con medidas muy drásticas se ha venido arreglando, también con el apoyo de la comunidad internacional para amortiguar los efectos, sobre todo, en la población pobre.

swissinfo: ¿Cuál es la impresión suya sobre la nacionalización de los hidrocarburos y la recuperación de otras empresas, dispuestas por el gobierno?

A.Schläpfer: Mire, yo creo que lo importante en todo esto es darse cuenta de que el pueblo boliviano es el que determina su futuro, y creo que las elecciones han demostrado un alto grado de apoyo a un enfoque diferente, más orientado hacia la reducción de la pobreza con las medidas que se están tomando.

Claro que hay algunos aspectos que para nosotros son problemáticos, por ejemplo cuando se trata de respetar acuerdos y compromisos contraídos entre el gobierno boliviano y sus socios extranjeros, y que de pronto vemos que hay una nueva interpretación de estos compromisos.

swissinfo: ¿En este marco estaría el caso de Glencore, a la que se le ha nacionalizado una fundición?

A.Schläpfer: No estoy muy al tanto de los detalles. Creo que hay muchas discusiones y negociaciones; sólo puedo repetir que ahí también, tratándose de una empresa suiza, nosotros -como representantes del Gobierno suizo-, esperamos que se cumplan los compromisos contraídos y si hay que negociar algo, que se negocie.

swissinfo: Pero no afecta esto a la cooperación Suiza

A.Schläpfer: No afecta directamente, pero repito que siendo nosotros una parte de la política exterior Suiza somos un elemento de las relaciones bilaterales entre Suiza y Bolivia y quisiéramos que los compromisos a los que entramos, cualquiera que sea el tema, sean respetados. Y cuando hay cambio de política que esto también se pueda discutir y negociar entre socios, como lo hemos venido haciendo.

swissinfo: COSUDE pone énfasis en programas para el área rural. ¿Mejora, a su juicio, la condición de vida del campesino?

A.Schläpfer: Bueno, el gran reto siempre es introducir con proyectos o acciones pilotos nuevas maneras de trabajar, producir, aumentar la productividad, orientarse hacia los mercados, etc.,

Pero el mayor desafío es masificar éstos intentos, no quedarse a nivel de un proyecto sino de ver que si algo funciona bien en cierto nivel -digamos la introducción de nuevos productos o de nuevos métodos de producción-, que esto pueda ser replicado y se convierta en un beneficio para el país entero.

swissinfo: ¿Cómo ven en Suiza al presidente indígena Evo Morales?

A.Schläpfer: En Suiza los países de América Latina, en general, no tienen mucha cobertura en los medios, en la opinión pública. Al presidente Morales se lo ve como un presidente diferente de otros, con un respaldo fuerte en los estratos pobres de la población boliviana.

En este sentido, como demócratas que somos en Suiza, destaca el hecho de que es un presidente electo democráticamente. Y ojalá que su gestión siga fortaleciendo la democracia del país.

COSUDE coopera en Bolivia y Ecuador. Evo Morales y Rafael Correa tienen políticas similares. ¿No preocupa ese aspecto?

A. Schläpfer: No es preocupante en el sentido de que el Plan de Desarrollo que tiene este Gobierno (de Bolivia) es interesante porque ataca las causas estructurales de las desigualdades y de la pobreza y este es precisamente el mandato y el objetivo de COSUDE.

Estamos aquí para apoyar a las fuerzas vivas de este país en este empeño. Mientras se siga en esta línea y sea una vía que podemos compartir, negociando la parte en la que nosotros podamos contribuir, estaremos colaborando, siempre y cuando se respeten ciertas reglas de juego en cuanto al proceso democrático y a la inclusión de todos los estratos sociales y de todas las corrientes políticas en este desafiante proyecto de "refundación" del país.

En Más sobre el tema: COSUDE mantiene su línea en Bolivia.

swissinfo, Félix Espinoza R., La Paz

Datos clave

Desde 1969 hasta 2006, Suiza ha cooperado a Bolivia con más de 420 millones de francos. Lo ha hecho mediante COSUDE y Seco.

La cooperación helvética pretende ayudar en la lucha efectiva contra la pobreza e impulsa el fortalecimiento de los grupos desfavorecidos.

Bolivia es uno de los países de concentración de la Agencia Suiza para el Desarrollo y la Cooperación (COSUDE).

Bolivia tiene una superficie de 1.098.581 km2 (26 veces más que Suiza) y una población de 8,5 millones de habitantes. Casi 65 % de ellos viven en algún grado de pobreza.

End of insertion

Contexto

Adrian Schläpfer nació en Zúrich el 6 de febrero de 1948. Es Licenciado en Economía con especialidad en Política de Desarrollo.

Fue consultor en el Banco Mundial y luego en programas de desarrollo de la ONU. Ingresó en 1979 a la Agencia Suiza para el Desarrollo y la Cooperación (COSUDE).

En una de sus asignaciones vivió de cerca los profundos cambios estructurales que en 1986 introdujo en Bolivia el entonces presidente Paz Estensoro con el cierre de minas y el despido de más de 20.000 mineros.

Varios países, entre ellos Suiza, apoyaron el establecimiento del nuevo modelo económico en el país andino con programas destinados a disminuir el impacto en las capas sociales más desfavorecidas.

Adrian Schläpfer ha ocupado varios cargos en COSUDE. Actualmente es director adjunto y jefe del Departamento de Cooperación Bilateral al Desarrollo de ese importante brazo de la política exterior helvética.

Además de su idioma materno, el alemán, habla con fluidez inglés, francés y español. Está casado y tiene cuatro hijos.

End of insertion

Este artículo ha sido importado automáticamente del antiguo sito web al nuevo. Si observa algún problema de visualización, le pedimos disculpas y le rogamos que nos lo indique a esta dirección: community-feedback@swissinfo.ch

Compartir este artículo