Navegación

Enlaces para saltar navegación

Principales funcionalidades

Botta da colorido a Lugano

El matiz violeta de la terminal da un toque especial al invierno

(Keystone)

El arquitecto suizo Mario Botta acaba de entregar una terminal de autobuses moderna y futurista en Lugano. Sus ambientes comulgan con el arbitrio de las estaciones.

Esta nueva obra con el sello del famoso tesinés, Mario Botta, tiene un sistema de alumbrado singular que cambia de color según la estación del año.

La iluminación es azul en primavera, blanca en verano y roja en otoño. El color violeta utilizado en el invierno de estos días, puede ser remplazado por una combinación de tonalidades.

Ubicada en pleno centro de la ciudad de Lugano, la nueva terminal sirve de base a ocho líneas de autobuses que parten a distintas localidades de la región. Fue presentada a la prensa este jueves (10.01) por el alcalde Giorgio Giudici. La autoridad edil, arquitecto de profesión, se mostró entusiasmado por la nueva obra que supone un costo de dos millones de francos.

Opiniones a favor y en contra

Imponente y audaz en sus rasgos, la nueva estación de autobuses no goza - por supuesto-, de la aprobación unánime. La revista satírica local, 'Il diavolo' la compara con un "hangar aeroportuario africano".

El arquitecto tesinés, Giovanni Lorenzo Dall'Antonia tampoco se queda atrás y la acusa de "romper la armonía arquitéctónica del lugar" donde se encuentra.

"Puedo sobrevivir a las críticas y recibo elogios, incluso cuando creo no merecerlos", señala Botta con respecto a las reacciones.

Mario Botta es originario de Mendrisio, tiene 57 años y ha realizado numerosas obras arquitectónicas prestigiosas, entre ellas el Museo de Arte Moderno de San Francisco, en Estados Unidos, la Catedral d'Evry, en Francia, y en Suiza el Centro Friederich Dürrenmatt de Neuchatel o la Fundación Beyeler en Basilea.

swissinfo y agencias


Enlaces

×