Navegación

Enlaces para saltar navegación

Principales funcionalidades

Le Corbusier Pionero de la arquitectura sostenible

Inmueble administrativo, Lausana. Obra del estudio Richter - Dahl Rocha.

Inmueble administrativo, Lausana. Obra del estudio Richter - Dahl Rocha.

Ignacio Dahl Rocha reconoce la gran influencia que ha tenido Le Corbusier en su trayectoria profesional. Desde hace varias décadas, el renombrado arquitecto argentino vive y trabaja a caballo entre Lausana y Buenos Aires. Entrevista.

Acaba de presentar en Buenos Aires ARTquitectura, una exhibición privada sobre su trabajo con la artista suiza Catherine Bolle en el marco de las jornadas de Arquitectura y Construcción Sustentable, que organizó EcoSuiza 2012.

Se trata de una plataforma de cooperación a diez años, impulsada por la embajada de Suiza en Argentina, para fomentar el debate e intercambio entre expertos helvéticos y argentinos sobre la temática de sostenibilidad, cuidado del medio ambiente y nuevas tecnologías.

swissinfo.ch: ¿Le Corbusier ha influido en su carrera como arquitecto?

Ignacio Dahl Rocha: Influyó muchísimo y no solo en mi obra, sino en toda la arquitectura moderna. Él es, de alguna manera, uno de los creadores de la arquitectura moderna, y sin duda influyó también en mi formación.

Nuestro estudio está en Lausana, que está muy cerca de La Chaux-de-Fonds, donde nació Le Corbusier. Y en Vevey, también cerca de donde vivimos, él le construyó en los años veinte una casa a su padres, la Villa Le Lac, que tiene mucho valor. Así que está muy presente siempre.

swissinfo.ch: ¿Cómo describiría la diferencia de estilos arquitectónicos que se aprecian en Suiza?

I.D.R.: La diferencia entre la arquitectura de la Suiza alemana y la francesa existe y es muy perceptible. Creo que Le Corbusier representa un poco a la cultura francesa. En cambio, Max Bill (1908-1994), que es un famoso arquitecto suizo alemán, representa más a la cultura germana, que está más cerca de la Bauhaus.

Lo interesante es que en Suiza están esas dos corrientes, que a su vez encarnan un poco a las dos grandes corrientes de la arquitectura moderna. Le Corbusier está en la tradición Beaux Arts, una tradición muy antigua donde la arquitectura como tal surge de las Bellas Artes. En cambio, la tradición alemana, que se llama Baukunst (el arte de construir), tiene una educación más técnica.

swissinfo.ch: Le Corbusier era arquitecto, diseñador, pintor y amante del arte, al igual que usted. ¿Se podría trazar algún paralelo entre ustedes, respecto de esa comunión que hacen de arquitectura y arte?

I.D.R.: En este aspecto, sí. Los dos entendemos que la arquitectura no se puede agotar en la construcción. Le Corbusier fue a buscar su misterio en el arte. Y entendió muy bien esto, tanto que desarrolla todo su lenguaje arquitectónico explorando informalmente el arte. En mi caso, que vengo más de la tradición alemana, voy a buscar el arte como complemento, pero desde otro punto de partida.

Él parte de una tradición Beaux Arts y yo me siento más enraizado en una tradición Baukunst.

swissinfo.ch: ¿Su punto de partida es, por ejemplo, lo que acaba de presentar en Buenos Aires en 'ARTquitectura', con la artista suiza francesa Catherine Bolle?

I.D.R.: Lo que presentamos con Catherine fue el trabajo que hacemos juntos en el estudio. Nosotros le encontramos un sentido suplementario a su trabajo. Y es que hoy en día la arquitectura no se reduce a componer arte con los elementos de la construcción, sino que hay –y esto tiene que ver con la sustentabilidad- una nueva manera de hacer arquitectura.

A partir de problemas técnicos –por ejemplo, el caso más evidente es el tema de las aislaciones–, los edificios desarrollan gruesas pieles y la expresión se juega en la última capa (pieles de vidrio o de otros materiales). De manera que, investigando qué quería decir esto y tratando de estar al máximo con las nuevas técnicas, vimos que las reglas habían cambiado y nos propusimos una colaboración multidisciplinaria, con artistas y diseñadores. Y la experiencia con Catherine fue clave en ese sentido.

swissinfo.ch: Catherine Bolle además de artista es ingeniera química. ¿Esto juega también un rol?

I.D.R.: La colaboración de nuestro estudio con ella empezó en 1995 y el grado de integración entre arte y arquitectura de los trabajos que hacemos juntos varía mucho. Ella, además tiene una sensibilidad plástica a flor de piel, mira al mundo con mucha intensidad y curiosidad, y logra realmente darle valor agregado a la obra arquitectónica. Es la que embellece la última piel.

swissinfo.ch: ¿Puede afirmarse que Le Corbusier fue pionero en la arquitectura sustentable?

I.D.R.: Si tomamos la arquitectura sustentable de una manera general, sí. Por ejemplo, todo el respeto al clima, la orientación, los parasoles, son cosas que él desarrolla como elementos fundamentales en su lenguaje arquitectónico. Esos diques que usa de hormigón -un tema paradigmático de la arquitectura moderna y él es uno de quienes lo inventan.

En su época, no estaba el ingrediente nuevo que es la preocupación por el impacto negativo de la construcción en el medio ambiente. Pero él ya lo estaba anticipando.

swissinfo.ch: ¿Cuál fue el legado de Le Corbusier?

I.D.R.: Su talento. Creo que Le Corbusier en otra época no hubiese sido Le Corbusier, porque pienso que un arquitecto revolucionario como él, un innovador, también tiene que vivir en un período de transición para hacer cosas nuevas.

Le tocó ese período del modernismo y él tuvo el inmenso talento y fue capaz de plasmar ese cambio histórico que se produjo en la arquitectura.

Ignacio Dahl Rocha

Se gradúa en 1978 en la Facultad de Arquitectura y Urbanismo de la Universidad de Buenos Aires (UBA), su ciudad natal (1956).

Entre 1981 y 1983, realiza un Master en Arquitectura en la Universidad de Yale (EEUU), durante el cual recibe el Premio de Excelencia y conoce al suizo Jacques Richter, con quien crea una sociedad.

En 1990 nace ‘Richter · Dahl Rocha & Associés architectes SA' (RDC), con sede en Lausana y Buenos Aires, que cuenta con alrededor de 80 colaboradores.

Su objetivo es favorecer el intercambio humano y cultural, así como la transferencia de conocimientos y tecnología entre los dos países.

En 1995, el estudio suma a la artista suiza Catherine Bolle para trabajar con sus aportes y mirada artística.

Entre las obras que ha realizado el estudio figuran la renovación de la sede central de Nestlé, en Vevey, y la ampliación de la Clínica La Prairie, en Montreux.

Ha sido profesor de Arquitectura y Urbanismo de la UBA y ha impartido conferencias en varias universidades de Europa, América Latina y Estados Unidos, entre ellas Yale y Harvard.

Ha sido galardonado con el Vitruvio (2001), premio de excelencia a un arquitecto latinoamericano y el Konex (2012).

Fin del recuadro

Casa Curutchet

Le Corbusier construyó en 1949 la casa del doctor Curutchet en la ciudad de La Plata (provincia de Buenos Aires).

Se trata de la única obra del maestro en América Latina.

La cinta argentina  El hombre de al lado(2010), dirigida por Mariano Cohn y Gastón Duprat, y nominada a los Premios Goya como mejor película extranjera de habla hispana, se rodó íntegramente en esta célebre casa.

Fin del recuadro

swissinfo.ch


Enlaces

×