Navigation

DSK o "la caída de un aspirante al trono"

Dominique Strauss-Kahn en las manos de la policía de EE UU. Keystone

La prensa suiza de este lunes aborda con amplitud la detención en Estados Unidos del dirigente del FMI, Dominique Strauss-Kahn. Que sea o no culpable, los comentaristas llegan a la misma conclusión: el futuro político de DSK es sombrío.

Este contenido fue publicado el 16 mayo 2011 - 13:46
swissinfo.ch

El titular del Fondo Monetario Internacional (FMI) es acusado de haber querido abusar de una recamarera de un hotel en Nueva York. Corresponde ahora a los investigadores determinar si las acusaciones de esta mujer de 32 años son fundadas.

En espera del resultado de las pesquisas, los diferentes articulistas están de acuerdo en un punto: hasta ahí favorito en los sondeos para la elección presidencial de 2012 en Francia, Dominique Strauss-Kahn no podrá recuperarse políticamente.

“El señor Strauss-Kahn puede olvidarse de sus ambiciones presidenciales y preocuparse lisa y llanamente por su futuro inmediato”, escribe por ejemplo el diario de Friburgo La Liberté. “Excepto que sea total e inmediatamente declarado inocente por el juez encargado de la encuesta en Manhattan, vemos difícil que el socialista francés sobreviva, políticamente, a su arresto en Nueva York por un asunto de moralidad”, añade Le Temps.

Pero los periódicos en expresión alemana Basler Zeitung y Berner Zeitung encontraron la fórmula que resume mejor la situación con el título : “La caída de un aspirante al trono”.

Los precedentes

Los comentaristas destacan que el acusado debe beneficiar de la presunción de inocencia, pero el riesgo es que corra el tiempo antes de que el asunto sea aclarado. “Por una parte, aunque DSK se declaró inocente, habrá que esperar algún tiempo antes de que la justicia estadounidense pueda establecer la inocencia o las responsabilidades eventuales del director general del FMI”, subraya el Corriere del Ticino.

Y en el ínterin, los daños serán consecuentes sobre la candidatura eventual de DSK a la elección presidencial de 2012. “Incluso si Dominique Strauss-Kahn es finalmente declarado inocente, hasta si cayó en una trampa, el 'rey de los sondeos' ha sido destronado. Ya antes de que fuera proclamada, su candidatura para el Elíseo quedó descartada”, escriben 24 Heures y la Tribune de Genève.

“Qué DSK haya caído torpemente por una impulsión libidinosa fuera de lugar o que tenga razón y sea la víctima de una manipulación, incluso antes de buscar a quién beneficia el crimen, le será difícil levantarse de un escándalo semejante que conlleva el riesgo no solamente de destrozar la carrera, sino al hombre mismo”, subraya l’Express de Neuchâtel.

Para algunos periodistas, la hipótesis de un “golpe premeditado” no puede ser totalmente descartada, aunque parezca más bien ficción política. Sin embargo, para otros, el hecho mismo de que DSK pueda, debido a un precedente asunto de moralidad, convertirse en blanco fácil de acusaciones semejante, plantea ya un problema.

“La hipótesis de la trampa o del complot político para quebrantar la trayectoria del socialista francés no puede ser soslayada. Pero si el DSK libertino es víctima de un golpe preparado, queda preguntarse qué vale, desde un punto de vista ético, un individuo cuya reputación hace creíble ese eventual golpe preparado. Y si cayó en una trampa, el hecho de que un hombre tan inteligente pueda dejarse arrastrar al precipicio habla de una fragilidad de su personalidad difícilmente compatible con su ambición de acceder a la presidencia de la República", analiza Le Temps.

¿A quién beneficia el "crimen"?

Para la prensa, es claro que este asunto revuelve la escena política francesa. “Con la acusación contra Dominique Strauss-Kahn en Nueva York, las cartas de la política francesa son totalmente redistribuidas”, anota por ejemplo el Neue Zürcher Zeitung.

En cambio, es difícil de decir a quién beneficia la caída de DSK. En toda lógica, esto debería ser en provecho del actual presidente Nicolas Sarkozy, quien ve desaparecer un adversario de peso en la carrera para el Elíseo. Pero para diversos comentaristas, las cosas no son tan simples.

“Muchos electores van a ubicar a Sarkozy y a sus amigos del Fouquet en la misma categoría de los políticos 'bling-bling' de la que Strauss-Kahn era una de las más rutilantes figuras. Entonces, de esa categoría los franceses ya no quieren más. La ostentación de la riqueza los hacía soñar hace poco todavía, pero ya tuvieron suficiente”, subrayan 24 Heures y la Tribune de Genève.

Entre los beneficiarios posibles se menciona la extrema-derecha. “Este asunto dará al Frente Nacional de Marine Le Pen nuevos cartuchos para disparar contra ‘las políticas’, acusadas sin distinción, de  estar inmersas en una atmósfera de escándalo, una mezcla de arrogancia, despreocupación y cinismo", concluye Le Temps.

Impacto en el euro

El euro estaba en baja este lunes en los mercados de divisas de Asia, con los inversionistas temiendo que el arresto del director gerente del FMI, Dominique Strauss-Kahn, en Nueva York, complique los esfuerzos para solucionar la crisis de la deuda zona euro.

El euro valía 1,4056 dólares en Tokio la mañana del lunes, contra 1,4108 dólares en Nueva York al cierre del viernes. Frente al yen, la divisa europea se replegó a 113,61 yenes contra 113,99 yenes.

Las dificultades judiciales del director gerente del Fondo Monetario Internacional pueden complicar los esfuerzos para resolver la crisis de la deuda en la zona euro y, en particular, la discusión de una nueva ayuda para Grecia, expedientes en los que Strauss-Kahn estaba muy involucrado, señalaron los analistas.

El jefe del FMI no participará el lunes, en Bruselas, a una reunión importante sobre Grecia de los ministros de Finanzas de la zona euro. Será reemplazado por una directora adjunta responsable de Europa, Nemat Shafik, anunció en Washington la institución.

"Cualquier retraso (en la solución de la crisis de la deuda, ndlr) es probable que ponga de los nervios de punta a los que apuestan por un alza del euro", declaró Gareth Berry, analista de divisas de UBS, al Dow Jones Newswires.

"Durante unos días al menos, el mercado temerá una parálisis de la dirección del FMI. El euro es la moneda que más sufrirá, ya que el FMI es activo o está en proceso de serlo en tres países de la zona euro", añadió.

Fuente: AFP

End of insertion

Este artículo ha sido importado automáticamente del antiguo sito web al nuevo. Si observa algún problema de visualización, le pedimos disculpas y le rogamos que nos lo indique a esta dirección: community-feedback@swissinfo.ch

Compartir este artículo