Navegación

Enlaces para saltar navegación

Principales funcionalidades

El banco central mantiene invariada la política monetaria

La sede del Banco Nacional en la Plaza Federal de Berna.

(Keystone)

Las perspectivas económicas son buenas y la inflación no debería superar el 2%, según el Banco Nacional Suizo (BNS) que decide mantener en 2,75-3,75% el margen de fluctuación de la tasa Libor a noventa días.

El banco central considera que la reducción en un 0,25%, realizada en marzo pasado, del margen de fluctuación del Libor es suficiente para asegurar el crecimiento equilibrado de la economía helvética.

No hay razón para modificar la política monetaria, puesto que desde esa fecha apenas han cambiado las perspectivas económicas, precisó en rueda de prensa en Berna el presidente del BNS, Jean-Pierre Roth.

No obstante, si la economía estadounidense sufriera una desaceleración más fuerte de los previsto o si la situación se modificara de manera inesperada en los mercados de cambio, el BNS procedería a reexaminar su política monetaria, subrayó Roth.

Los pronósticos económicos son buenos. La inflación pasará previsiblemente del 1,4% previsto para este año al 1,6% en 2002 para volver a bajar al 1,3% en 2003.

La ligera aceleración el próximo año está ligada a las previsibles tensiones en el mercado inmobiliario que podrían acarrear un aumento de los alquileres, así como una desaceleración de la baja de los precios en el campo de las telecomunicaciones.

swissinfo y agencias


Enlaces

subscription form

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

Regístrese para recibir en su correo electrónico nuestro boletín semanal con una selección de los artículos más interesantes

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

×