Navegación

Enlaces para saltar navegación

Principales funcionalidades

El presidente suizo inaugura Foro de Davos en Nueva York

Suiza abre los trabajos del Foro Económico Mundial en Nueva York.

Kaspar Villiger, inauguró oficialmente el encuentro anual del Foro Económico Mundial que por primera vez se reúne fuera de Davos.

El Foro Económico Mundial (WEF) se desplazó este año a Nueva York a raíz de los ataques terroristas del 11 de septiembre. Más de 2.000 participantes de la política, la empresa, la academia y la religión discuten los problemas sociales y económicos del planeta.

Tributo a Nueva York

Antes de la intervención del presidente suizo, Kaspar Villiger, el fundador y presidente del Foro Económico Mundial, Klaus Schwab, rindió tributo a la ciudad de Nueva York y a sus habitantes e indicó que la decisión de abandonar el centro alpino de Davos para esta ocasión había sido acertada.

" Este es el primer encuentro de los dirigentes globales en todos los sectores de la vida desde el 11 de septiembre", dijo Schwab. "Estamos aquí para mostrar nuestra solidaridad con la más notable e indestructible ciudad, para fortalecer nuestros lazos y trabajar en conjunto con un verdadero espíritu de asociación", añadió.

Intervención suiza

En su alocución, el presidente suizo Kaspar Villiger defendió con energía la globalización, aunque admitió que el proceso no era perfecto y que la economía debía abrir un diálogo con aquellos que no están convencidos de sus beneficios.

Villiger precisó, sin embargo, que la globalización había hecho más vulnerable al mundo.

"La globalización ha sacado a millones de personas de la pobreza permitiéndoles levar una vida más decente. No obstante, la globalización tiene sus inconvenientes. Dos tercios de la población mundial están excluidos de estas oportunidades. Terroristas y criminales también actúan globalmente. El mundo integrado se ha vuelto vulnerable", subrayó.

Kaspar Villiger dijo que no había vía de retorno y que cualquier abandono de la globalización tendría efectos desastrosos.

"Salirse hoy de la globalización -advirtió-, podría tener consecuencias incalculables y sólo generaría perdedores. Para resolver los problemas mundiales necesitamos reforzar el crecimiento potencial de la globalización", subrayó.

Terror, enemigo del diálogo

Kaspar Villiger había inaugurado poco antes la Conferencia 'Public Eye on Davos' (Mirada pública a Davos), coalición de organizaciones no gubernamentales suizas que consideran al WEF como un club de gente rica, acusándolo de excluir a la sociedad civil de las discusiones.

Villiger dijo a los delegados de Public Eye que a pesar de estar en desacuerdo con sus opiniones, acogía favorablemente la crítica constructiva y el diálogo.

En las reuniones del WEF el presidente suizo insistió en el tema de los ataques terroristas del 11 de septiembre y rindió tributo a la respuesta dada por Nueva York . "El terror, dijo, es la forma más radical de rechazo del diálogo".

El gobernador de Nueva York, George Pataki, y el nuevo alcalde de la ciudad, Michael Bloomberg, también tomaron parte en la ceremonia inaugural y agradecieron a las autoridades del Foro la decisión de efectuarlo en esa ciudad estadounidense.

Michael Hollingdale, Enviado Especial a Nueva York


Enlaces

×