Navigation

Skiplink navigation

Esperanza de paz para los tamiles

Las negociaciones de paz comenzaron en Bangkok. Keystone

Exiliados en Suiza tienen los ojos fijos en Tailandia, donde se llevan a cabo negociaciones de paz entre el Gobierno y los separatistas de Sri Lanka.

Este contenido fue publicado el 17 septiembre 2002 - 10:36

Antes de contemplar la posibilidad de regresar a casa, los refugiados quieren garantías.

Las negociaciones de paz entre representantes del Gobierno de Sri Lanka y el movimiento rebelde tamil de los Tigres de Liberación, comenzaron el lunes (16.09) se prolongarán por tres días, en la base naval de Sattahip, en los suburbios de Bangkok.

Este encuentro es el resultado de una iniciativa de Noruega. El país escandinavo también promovió la tregua en vigor en Sri Lanka desde febrero pasado y que hasta ahora ha sido más menos respetada.

Integrados en Suiza

El conflicto de Sri Lanka ha causado unas 65 mil víctimas y miles de expatriaciones en 19 años. Entre aquellos que han dejado su país, numerosos eligieron ir a Suiza uno de los destinos privilegiados junto con Canadá, Alemania y Gran Bretaña.

De las 35 mil personas que encontraron asilo en Suiza, 27 mil benefician de un permiso de estancia e inclusive de pasaporte helvético. Otros 8 mil tienen estatuto de refugiados.

"Cuando los primeros tamiles llegaron a Suiza en los años ochenta, se encontraban en una situación difícil", recuerda Anton Ponrajah, presidente de las organizaciones tamiles de Suiza. "Aquí, eran exóticos".

Las reacciones provocadas por la presencia de esa población tan diferente ya se han calmado. "La agresividad ha prácticamente desaparecido. El proceso de integración se ha logrado extraordinariamente", continua Ponrajah.

Una apreciada mano de obra

En el mercado de trabajo, los tamiles son muy solicitados. Particularmente en la restauración y la hotelería "donde son considerados dignos de confianza, amables y fáciles de formar", explica Thomas Alemann, de la Sociedad Suiza de Hoteleros (SSH).

Se terminó el tiempo en el que estaban confinados a tareas exclusivamente no calificadas como el lavado de la vajilla. "Cada vez más, vemos tamiles en el servicio o la cocina, donde se desempeñan muy bien", continua Thomas Alemann.

¿Próximo retorno a Sri Lanka?

En el caso de avances en las negociaciones en Tailanda, los tamiles que viven en Suiza no están listos para regresar a casa inmediatamente.

"Se felicitan de la apertura de negociaciones", indica Anton ponrajah. Gracias a las presiones internacionales las partes están en condiciones de encontrar, pro primera vez, una esbozo de solución.

"Pero la hora de regreso aún está lejos. Para ello será necesario que se garanticen la paz y la seguridad, además de que la mayor parte de os tamiles están bien integrados con hijos nacidos en Suiza y educados en las escuelas helvéticas".

Felix Münger

Hechos clave

Los conflictos en Sri Lanka han causado 65 mil víctimas fatales
De 35 mil refugiados en Suiza, 27 mil benefician de permiso de estancia o pasaporte helvético
Los otros 8 mil tienen estatuto de refugiados

End of insertion

Este artículo ha sido importado automáticamente del antiguo sito web al nuevo. Si observa algún problema de visualización, le pedimos disculpas y le rogamos que nos lo indique a esta dirección: community-feedback@swissinfo.ch

Compartir este artículo