Navigation

Skiplink navigation

¿Qué haría Kosovo sin la diáspora?

Jerena Nikollaj se prepara para su boda Schatzi. ​​​​​​​ swissinfo.ch

¿Qué pasaría con Kosovo si los albaneses en Suiza dejaran de enviar dinero? La diáspora ha apoyado a sus familiares en el país balcánico durante décadas, pero las generaciones más jóvenes no necesariamente continuarán con esa práctica.

Este contenido fue publicado el 07 octubre 2019 - 11:00

Kosovo es el segundo país más pobre de Europa, con un alto nivel de desempleo y falta de inversiones. Las remesas de la diáspora en Alemania, Suiza y los países nórdicos proporcionan alrededor del 17% del producto interior bruto, mientras que la ayuda de los donantes internacionales representa un 10% adicional. El Gobierno suizo aporta un total de 80 millones de francos (79 millones de dólares) para el período 2017-2020.

 + Kosovo se recupera con ayuda de Suiza

Durante generaciones, los kosovares se han expatriado para buscar trabajo en países más ricos. Pero una vez en el extranjero, muchos descubren que cada vez es más difícil mantener viva su cultura en el extranjero. Muchos jóvenes kosovares que nacieron en Suiza o llegaron a la Confederación a una edad temprana, no hablan albanés. La vida en el país de sus orígenes puede parecerles extraña. 

Los kosovares que viven en Suiza y regresan durante el verano para reencontrarse con sus familias son conocidos afectuosamente como Schatzis (que significa “cariño” o “tesoro”). Tienen fuertes lazos emocionales con su madre patria.

Sus visitas reactivan la economía local cada año durante unos meses. Llenan los restaurantes y las calles comerciales de las ciudades más grandes: Prizren, Pristina y Peja. Sus francos suizos les alcanzan muy bien y muchas personas se alojan en hoteles de lujo que cuestan una fracción de lo que pagarían en Suiza.

Como muchos kosovares suizos viajan en coche, las gasolineras hacen un buen negocio. Los Schatzis recorren el país para visitar las atracciones turísticas, incluidos los monumentos de los héroes de guerra. Algunos incluso compran apartamentos o construyen casas de lujo para sus estancias estivales, con lo que dan un impulso a la industria de la construcción.

Nos reunimos con algunos Schatzis durante sus vacaciones en Kosovo y les preguntamos cómo se sentían al formar parte de la diáspora y de sus remesas.​​​​​​​



Este artículo ha sido importado automáticamente del antiguo sito web al nuevo. Si observa algún problema de visualización, le pedimos disculpas y le rogamos que nos lo indique a esta dirección: community-feedback@swissinfo.ch

Compartir este artículo