Navegación

Enlaces para saltar navegación

Principales funcionalidades

Grasshopper, campeón con la rúbrica del uruguayo Núñez

Nuñez conquista el segundo de sus tres goles ante San Gallen, en Espenmoos.

(Keystone)

Ha marcado 9 goles en igual número de partidos, pero es indudable que los tres últimos serán asociados con la obtención del título 2001 por el Club Grasshoppers de Zúrich. Richard Núñez, delantero charrúa de 25 años, milita desde hace poco en el fútbol helvético y ya se ha ganado la admiración de la hinchada y el aprecio de sus compañeros.

"Es un jugador excelente", resume el entrenador del flamante campeón suizo, Hans Peter Zaugg refiriéndose al jugador que llegó a Zúrich procedente del Danubio de Uruguay, sin más recomendación que el análisis de varias cintas de vídeo analizadas por la directiva y el cuerpo técnico.

Maneja bien el balón, encara con decisión el área y tiene "olfato" innato para sacudir las redes adversarias. Los tres goles marcados y la asistencia para un cuarto en el partido jugado el sábado en San Gallen, frente al dueño de casa, testimonian estos atributos que destaca la prensa especializada.

"Aún no habla alemán, pero es un gran jugador y no ha tenido problemas para integrarse rápido en el plantel", señaló el internacional suizo y capitán del Grasshoppers, Stéphane Chapuissat, en un programa de la televisión suiza de expresión alemana.

Núñez y su esposa están comenzando a aclimatarse en Suiza y ya se habla del interés que sus actuaciones puedan despertar pronto en los grandes clubes europeos. "Tengo contrato con Grasshoppers hasta el año 2005 y pienso cumplirlo; si tengo que irme, lo haría recién dentro de cuatro o cinco años", responde el deportista uruguayo, cuya transferencia al club zuriqués habría costado cinco millones de francos.

No obstante, el entrenador Hans-Peter Zaugg no descarta la posibilidad de que el camino de Núñez pueda tomar otra dirección. "Me gustaría retenerlo en el club, pero si la oferta es elevada será difícil hacerlo", precisa.

Iván Zamorano, Giovanne Elber, Ratinho y otros futbolistas extranjeros saltaron del balompié suizo a grandes equipos de Europa y no extrañaría que Núñez siga algún día esa senda. Por ahora se encuentra a gusto en el club Grasshoppers de Zúrich y sabe que se ha convertido en uno de los ídolos de la afición.

Aparte de la consagración de Núñez en el fútbol suizo, la obtención del título de campeón premia también la tarea del entrenador Hans-Peter Zaugg en su primer año al frente del Grasshoppers.

Cabe recordar que Zaugg fue entrenador adjunto del inglés Roy Hodgson en el equipo nacional que llegó al Mundial de Estados Unidos, en 1994; y más tarde asistió al portugués George y al francés nacionalizado Gress. Tras la renuncia de éste asumió interinamente el cargo de entrenador de la selección hasta la contratación del argentino Enzo Trossero.

Algo dolido por la actitud de la Asociación Suiza de Fútbol, Hans-Peter Zaugg asumió la responsabilidad de entrenar al prestigioso club Grasshoppers, con el resultado conocido. Ha logrado formar un plantel juvenil con grandes posibilidades de consolidarse más e inquietar a los grandes en los próximos torneos europeos.

Juan Espinoza


Enlaces

subscription form

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

Regístrese para recibir en su correo electrónico nuestro boletín semanal con una selección de los artículos más interesantes

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

×