Navegación

Enlaces para saltar navegación

Principales funcionalidades

INVERSIONES CATARÍES EN SUIZA Financiamiento catarí del islam en Europa

Fachada del Miseo de las civilizaciones del Islam

El Museo de las Civilizaciones, inaugurado en el 2016 en La-Chaux-de-Fond (Neuchâtel)  sería uno de los beneficiarios del financiamiento proveniente de Catar.

(© Keystone / Laurent Gillieron)

El libro Qatar Papers sostiene que Catar apoyó con millones de francos diversos proyectos de mezquitas y de centros islámicos en Suiza, según informaciones reproducidas por los periódicos de Tamedia el primer jueves de abril.

Para escribir Qatar Papers, los periodistas Christian Chesnot et Georges Malbrunot se apoyaron en la fuga de documentos internos de una ONG financiada por la familia real catarí, tal como informaron el 4 de abril los periódicos  24HeuresEnlace externo y la Tribune de Genève Enlace externo.

Estos documentos permitieron evaluar el alcance de dicha inversión para sostener proyectos de organizaciones musulmanas en Europa.

El libro sostiene que la organización Qatar Charity financió 140 proyectos de mezquitas y de centros islámicos en Europa por un valor de 71millones de euros (en torno a 80 millones de francos suizos).

«Catar es hoy un actor de primer nivel en el financiamiento del islam en Europa”, comentó el jueves 4 de abril en la Radio Televisión Suiza de expresión francófona (RTS) Georges Malbrunot, coautor del libro y reconocido periodista del Fígaro. Italia es el país con mayor presencia, con más de 50 proyectos de ese tipo.

El islam constituye actualmente la tercera religión en Suiza. Con cerca de 450 000 fieles (5,5% de la población), la comunidad es muy heterogénea, tanto por sus orígenes (esencialmente balcánicos y turcos) como por la devoción en la práctica religiosa. Totalmente integrados en su mayoría, los musulmanes de Suiza se reúnen en 350 diferentes asociaciones, en unos 300 lugares de oración, de los cuales solo cuatro poseen un minarete.

Cinco proyectos financiados en Suiza

En Suiza, la ONG habría aportado, entre 2011 y 2014, más de 3,6 millones de euros (4 millones de francos), en cinco proyectos de organizaciones musulmanas en Prilly (cantón de Vaud), Bienne (Berna), La Chaux-de-Fonds (Neuchâtel) y Lugano (Tesino).

Mohamed et Nadia Karmous, responsables del Museo de las Civilizaciones del islam en La Chaux-de-Fonds, habrían desempeñado “un rol central”. Según Qatar Papers, la pareja, “apoyada por el nivel más alto del movimiento” de los Hermanos Musulmanes, recibió para su museo al menos siete transferencias de fondos por un total cercano a los 1,4 millones de francos.

Contactado por la redacción de Tamedia, Mohamed Karmous no quiso comentar el libro sin haberlo leído, al tiempo que aseguró “respetar las leyes suizas”. El Complejo Cultural musulmán de Lausana, en Prilly (de un costo cercano a los 1,6 millones de francos) y la mezquita Salah- Eddine de Bienne se encuentran entre las estructuras que recibieron fondos del emirato.

Honorarios de Tariq Ramadan

Tomando como base una nota del organismo francés de supervisión financiera Tracfin, el libro afirma que Tariq Ramadam, cercano a los Hermanos Musulmanes, recibe 35 000 euros (más de 39’000 francos) mensuales por parte de la Qatar Foundation, -otra ONG del emirato- en calidad de “consultor”.

El mediatizado islamólogo, habría recibido también, a inicios del año 2018, 19 000 euros (21 000 francos) de parte de la Liga de los Musulmanes de Suiza, cuando fue detenido acusado de violación, cargo que rechaza.

Fin del recuadro

«Quien paga, influye»

Según Georges Malbrunot, «Catar se conecta con las redes ligadas al movimiento de los Hermanos Musulmanes (…) y a través de esta red preexistente, ejerce más fácilmente un entrismo”.

“De parte de Catar, que invierte masivamente, existe una voluntad de influenciar el islam europeo” subraya el periodista, revelando que el emirato había impuesto condiciones para otorgar su ayuda al museo de La Chaux-de-Fonds: “exigían el uso de la bandera, la presencia de dirigentes cataríes en reuniones importantes… Quien paga, influye, no hay que esconder la realidad”.

El representante de la Federación de Organizaciones Islámicas de Suiza (FOIS, según sus siglas en francés) Pascal Gemperli señaló que el financiamiento de la globalidad de las mezquitas en el país era, en su “98%” de origen suizo. “Estamos muy lejos de la avalancha de fondos extranjeros”, puntualizó.

Por otra parte, Pascal Gemperli agregó, que la Qatar Charity “tiene relaciones de colaboración con la Fundación Bill Gates, trabaja con el Programa Alimentario de las Naciones Unidas, con UNICEF, con la Organización Mundial de la Salud…”: “no se trata de una organización paria”, concluyó.


Traducido del francés por Sergio Ferrari

Neuer Inhalt

Horizontal Line


subscription form

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

Regístrese para recibir en su correo electrónico nuestro boletín semanal con una selección de los artículos más interesantes