Contenido externo

El siguiente contenido proviene de socios externos. No podemos garantizar al usuario el acceso a todos los contenidos.

Imagen de archivo de la planta nuclear de Bushehr en Irán, oct 26, 2010. Irán ha mantenido sus actividades nucleares dentro de los límites impuestos por un acuerdo de 2015 con potencias mundiales, pero está cerca de traspasar nuevamente un techo en sus existencias de un químico, mostró el viernes el informe trimestral de la agencia nuclear de la ONU. REUTERS/IRNA/Mohammad Babaie

(reuters_tickers)

Por Francois Murphy

VIENA (Reuters) - Irán ha mantenido sus actividades nucleares dentro de los límites impuestos por un acuerdo de 2015 con potencias mundiales, pero está cerca de traspasar nuevamente un techo en sus existencias de un químico, mostró el viernes el informe trimestral de la agencia nuclear de la ONU.

El reporte del Organismo Internacional de Energía Atómica (OIEA) fue el segundo publicado desde que Donald Trump asumió la presidencia de Estados Unidos en enero, quien calificó el pacto entre las seis potencias e Irán como "el peor acuerdo jamás negociado" y calificó a Teherán como un enemigo, en contraposición a su predecesor Barack Obama.

Las existencias iraníes de uranio levemente enriquecido al 27 de mayo eran de 79,8 kilos, bastante por debajo del límite de 202,8 kilos, y el nivel de enriquecimiento no supera el límite de 3,67 por ciento, dijo el OIEA en un reporte confidencial enviado a estados miembros de la entidad y visto por Reuters.

"Todo está desarrollándose sin problemas en este momento", comentó un alto diplomático, en referencia al cumplimiento por parte de Irán con las restricciones en función del acuerdo.

Sin embargo, los inventarios iraníes de agua pesada, un químico usado como moderador en un tipo de reactor nuclear que puede producir plutonio, alcanzaron las 128,2 toneladas, justo por debajo del límite de 130 toneladas, según el informe de OIEA.

Teherán ya ha traspasado dos veces ese límite desde que entró en vigor el acuerdo, lo que ha llevado al OIEA a manifestar "preocupaciones" y a recibir críticas de Washington y otras potencias occidentales.

Irán no está produciendo agua pesada en este momento debido a que su planta de producción fue cerrada para mantenimiento. El OIEA verificó el cierre el 16 de mayo.

No está claro cuándo reabrirá la planta de producción de agua pesada, pero si eso sucediera hoy, un plazo realista en que Irán podría alcanzar el límite de 130 toneladas sería "en algún momento en la segunda mitad de julio", afirmó el diplomático.

(Editado en español por Patricio Abusleme. LEA/)

subscription form

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

Regístrese para recibir en su correo electrónico nuestro boletín semanal con una selección de los artículos más interesantes

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

Reuters