Navigation

Israel interpreta a su favor las declaraciones de Joseph Deiss

Joseph Deiss, jefe de la diplomacia suiza. Keystone Archive

El ministro de Relaciones de Asuntos Exteriores de Suiza no descarta la posibilidad de organizar, bajo ciertas condiciones, una conferencia sobre los territorios ocupados. Esta intención no ha sido bien acogida por las autoridades palestinas que, además, interpretan a su manera la naturaleza muy diplomática de la declaración.

Este contenido fue publicado el 22 mayo 2001 - 18:48

Este martes, el alto responsable de la Autoridad Palestina, Nabil Chaath, intentó persuadir a Joseph Deiss a organizar "cuanto antes" una conferencia internacional sobre el respeto de la IV Convención de Ginebra en Cisjordania y la Franja de Gaza.

País depositario de las Convenciones de Ginebra, Suiza se ve en el centro de la actualidad candente en Medio Oriente. En el otoño pasado, la Asamblea General de la ONU le había encomendado sondear los Estados para evaluar si una clara mayoría de ellos era favorable a tal conferencia.

A su interlocutor palestino, el Jefe de la diplomacia helvética respondió, empero, que la Confederación está dispuesta a trabajar en esta perspectiva, pero estima que el momento no es todavía oportuno.

De ahí la réplica del Estado Hebreo. En fuentes diplomáticas israelíes creen constatar que a pesar de la urgencia de llamado de Nabil Chaath, Joseph Deiss se negó a fijar fecha para una conferencia sobre los territorios ocupados.

Además, el hecho de que Joseph Deiss quiera organizar una conferencia que "apoye" y no "dificulte" el proceso de paz en Oriente Medio es interpretada, por dicha fuente, como el rechazo de Suiza a que "esta conferencia se convierta en una caja de resonancia de la propaganda árabe".

Por otra parte, el ministerio israelí de Asuntos Exteriores repite su posición tradicional: "La IV Convención de Ginebra no puede ser aplicada a Cisjordania y a la Banda de Gaza porque "esos territorios jamás tuvieron un estatuto definido."

Este punto de vista es oficial es impugnado enérgicamente por la Asociación Israelí de Derechos Humanos B'Tselem: "Cisjordania y la Franja de Gaza fueron ocupadas en 1967. La colonización de estos territorios constituye una violación flagrante de la IV Convención de Ginebra y del derecho humanitario que es constantemente escarnecido", sostiene.

B'Tselem, al igual que Suiza, estima que sólo el respeto del derecho humanitario puede garantizar la paz.

Serge Ronen, Jerusalén.

Este artículo ha sido importado automáticamente del antiguo sito web al nuevo. Si observa algún problema de visualización, le pedimos disculpas y le rogamos que nos lo indique a esta dirección: community-feedback@swissinfo.ch

Los comentarios de este artículo han sido desactivados. Puede encontrar una visión general de los debates en curso con nuestros periodistas aquí. Por favor, únase a nosotros!

Si quiere iniciar una conversación sobre un tema planteado en este artículo o quiere informar de errores factuales, envíenos un correo electrónico a spanish@swissinfo.ch.

Compartir este artículo

Únase a la conversación

Con una cuenta de SWI, tiene la oportunidad de contribuir con comentarios en nuestro sitio web.

Conéctese o regístrese aquí.