Navegación

Enlaces para saltar navegación

Principales funcionalidades

La caída del dólar afecta al franco y al euro

El dólar reduce su valor frene al euro y el franco suizo.

(swissinfo.ch)

Prosigue la pérdida de valor del billete verde. Se ha registrado un nuevo descenso en las operaciones de cambio del dólar contra la moneda europea y la suiza.

Frente al franco, el dólar se encuentra en su nivel más bajo en los últimos 7 años.

La pérdida de valor del dólar comienza a preocupar seriamente a los países europeos, entre ellos, a Suiza.

Respecto al franco, la moneda estadounidense ha tocado su nivel más bajo en los últimos siete años: un dólar cuesta hoy 1.23 francos. Hace tres años se cambiaba por 1.80 francos suizos.

En comparación con el euro, la moneda del Continente Viejo ha reforzado su valor casi un 50% más en el transcurso de los últimos dos años. A finales del 2001, el euro se cotizaba con apenas 88 centavos de dólar. Actualmente su valor alcanza 1.27 dólares.

Y el dólar está perdiendo terreno en casi todos los frentes: en 2003 el billete verde redujo 15% su valor frente a las otras paridades principales. Su peor caída desde 1987.

Con relación al franco, el dólar se encuentra en su nivel más bajo, registrado en los últimos 7 años.

Debilidad alevosa

“En ese tiempo el franco se había reforzado de manera notable durante la crisis que afectó, sobre todo, a Asia. Hoy, en cambio, la debilidad del dólar ha desarrollado este efecto”, indica a swissinfo Lorenz Burkhalter, consultante financiero de la sociedad Burkhalter Asset Management.

Una debilidad que parece realizarse a propósito: “Hay la impresión de que los estadounidenses están buscando mejorar el estado de su economía a través de un dólar débil”.

La fragilidad del dólar parece contradecir los datos económicos que hace algunos meses se presentaban en Estados Unidos. Diversos indicadores revelan, de hecho, claras señales de repunte económico.

Sin embargo, la balanza comercial estadounidense registra un pesado déficit al confrontarla con diversos países europeos y, sobre todo, con su intercambio hacia Asia.

De acuerdo a muchos analistas, Estados Unidos está intentando aún reducir artificialmente al dólar para favorecer sus exportaciones y hacer menos caras sus importaciones.

“Comentarios de los dirigentes económicos y financieros estadounidenses, como el de la banca central, no translucen, en ningún caso, la voluntad de sostener la cotización del dólar”, observa Lorenz Burkhalter.

Bancos centrales europeos impotentes

La estrategia americana no es nueva: en los últimos decenios Estados Unidos ha dejado caer regularmente su moneda para mejorar su situación coyuntural. A menudo, a costa de la economía de otros países.

“La debilidad del dólar es un problema que concierne a toda Europa. Suiza no puede influir sola sobre el curso de la paridad estadounidense”, confirmaba hace unos días el presidente de la Banca Nacional Suiza, Jean-Pierre Roth.

Los países de la Unión Europea ven un reducido margen de maniobra para contrarrestar la jugada estadounidense. Pese al creciente descontento de los líderes políticos y económicos, la posibilidad de intervención de la banca central europea es muy reducida.

Freno a las exportaciones

Mientras la flaqueza del dólar alegra a los turistas suizos, para los diversos sectores económicos del país, esta representa un problema que no pasa indiferente.

“Aunque previsible, este debilitamiento del dólar pesa particularmente a las empresas suizas de exportaciones, puesto que se presenta muy fuerte en un tiempo muy breve”, explica a swissinfo, Rudolf Walter, analista principal de economiesuisse.

“No hay que olvidar que cerca del 30% de las exportaciones suizas son absorbidas por países del área del dólar”.

Para el representante de la organización que reúne a las empresas helvéticas, la fragilidad del dólar influirá negativamente en algunos sectores económicos – como la industria de la relojería, de la maquinaria y en el sector turismo- pero no frenará la recuperación de la economía suiza.

Estabilidad con el euro, determinante

“Los efectos del dólar no deben ser muy dramáticos para Suiza, ya que nos encontramos probablemente al inicio de una nueva fase de recuperación económica mundial, que comienza en la propio región de Estados Unidos y en la zona asiática”, explica Rudolf Walter.

En su opinión, la situación podría ser más preocupante si la caída de la paridad estadounidense ocurriera en tiempos de debilidad general de la economía mundial.

Actualmente, comenta, el repunte económico en Estados Unidos y en otros países debe aportar importantes impulsos coyunturales también para Suiza.

Para la economía suiza es mucho más importante la estabilidad del franco contra el euro, ya que el 60% de las exportaciones helvéticas se dirigen a la región de la moneda europea.

“Actualmente la paridad cambiaria entre ambas monedas puede ser considerada prácticamente ideal para la economía suiza: el franco se ha ligeramente debilitado frente a la moneda europea”, agrega Walter.

“Esperamos que esta relación pueda mantenerse, al menos hasta que se concretice la recuperación de la economía suiza”.

swissinfo, Armando Mombelli
(Traducido por Patricia Islas)

Datos clave

Un dólar equivale actualmente a 1.23 francos.

Hace tres años su cotización era de 1.80 francos.

Un euro cuesta 1.27 dólares.

En 2003 el dólar perdió 15% de su valor con respeto a las principales monedas del mundo.

Fin del recuadro


Enlaces

Neuer Inhalt

Horizontal Line


swissinfo en español en Facebook

Únete a la nueva página de SWISSINFO EN ESPAÑOL en Facebook

Únete a la nueva página de SWISSINFO EN ESPAÑOL en Facebook

subscription form

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

Regístrese para recibir en su correo electrónico nuestro boletín semanal con una selección de los artículos más interesantes