La situación en el Valais comienza a normalizarse

En Nuebrück-Stalden el lodo y las aguas han destrozado cuatro casas. Dos personas siguen desaparecidas. Keystone

El cantón meridional de Suiza vive una mejoría tras dos días de intensas lluvias que han inundado gran parte la región causando graves daños. El nivel de las aguas ha bajado. Dos personas han perdido la vida y 14 siguen desaparecidas.

Este contenido fue publicado el 16 octubre 2000 - 13:22

Las inundaciones se han cobrado dos víctimas mortales. En Gondo, la localidad cercana a la frontera con Italia que el sábado resultó devastada por una avalancha de lodo, los socorristas han rescatado a una persona muerta.

Muy cerca del lugar escucharon las llamadas de auxilio de una mujer también sepultada bajo los escombros, según informó en rueda de prensa la policía cantonal.

El domingo, fue hallado el cuerpo sin vida de una mujer en el interior de un vehículo, arrastrado por el agua y el lodo cerca en la ruta del paso del Gran San Bernardo, cerca de Martigny.
Doce personas siguen desaparecidas en Gondo y otras dos en la localidad de Neubrück-Stalden, cerca de Visp, donde los temporales destruyeron cuatro casas el domingo.

El nivel de las aguas del Ródano, que baña las principales ciudades del cantón, ha bajado. En Brig, una de las localidades más afectadas, se ha registrado un descenso de más de un metro.

La pasada noche cesaron las lluvias y en algunas zonas ha nevado. El Valais ya no está aislado del mundo. Se han reabierto las principales conexiones por carretera y ferroviarias.

Los trenes vuelven a circular por la línea del Lötschberg. Cerrada permanece, en cambio, la autopista A9 entre Bex y Riddes. La situación tiende a normalizarse. Los meteorólogos prevén una mejoría del tiempo para el martes.

Miles de personas fueron evacuadas el domingo de las localidades ribereñas por precaución ante la fuerte crecida de las aguas del Ródano que amenazaba con romper los diques en algunos lugares del cantón.

El volumen de precipitaciones de los últimos dos días equivale a la cantidad que suele registrarse en todo el mes de octubre, según fuentes oficiales.

Dos miembros del Gobierno suizo, el presidente, Adolf Ogi, y el ministro de Economía, Pascal Couchepin, se trasladaron el domingo al Valais para brindar su apoyo a la población evacuada.

Las fuertes lluvias han afectado a otras regiones de Suiza como el Oberland Bernés. En el cantón Tesino, el Lago Maggiore se ha salido de su cauce y ha inundado hasta la Plaza Grande de la ciudad de Locarno.

swissinfo y agencias

Este artículo ha sido importado automáticamente del antiguo sito web al nuevo. Si observa algún problema de visualización, le pedimos disculpas y le rogamos que nos lo indique a esta dirección: community-feedback@swissinfo.ch

Compartir este artículo