La vuelta al mundo en menos de 80 horas

La vuelta al mundo en 80 días y la del Salón del libro en 5... swissinfo.ch

Pasee a lo largo de Chile de Pablo Neruda o por la Abisinia de Rimbaud, zambúllase en un Salón de la cultura africana, recorra el planeta con Julio Verne …

Este contenido fue publicado el 28 abril 2004 - 08:14

La 18° edición del Salón Internacional del Libro y de la Prensa de Ginebra se abre este miércoles.

"Tenemos 17 salones detrás de nosotros... lo que quiere decir que tenemos durabilidad … Nuestro Salón no desapareció, como otros ", constataba hace poco en una conferencia de prensa Pierre-Marcel Favre, fundador y director de la manifestación.

Al respecto cabe citar el salón de Lyon, (Francia) hundido con bienes y todo, o el de Bruselas, que se eclipsó para renacer más modesto. Es verdad que la cita ginebrina se dirige año tras año a un público heterogéneo, y si algunos se quejan a veces por la parte de "feria" que tiene, es el precio a pagar - y una de las razones - del éxito.

Culturas y viajes

La característica de la manifestación en este año es sin duda la invitación al viaje y la apertura a otras culturas que ello insinúa.

Particularmente con el "1er Salón africano del libro, de la prensa y de la cultura ", sostenido particularmente por COSUDE, la Agencia suiza para el Desarrollo y la Cooperación persigue dos fines: desarrollar la visibilidad de "la riqueza inmensa del continente africano" y dar un empujón al desarrollo duradero en África. Volveremos sobre el tema.

Viaje también con el país huésped de honor, Chile, que dio al mundo a Gabriela Mistral, Premio Nobel de literatura en 1945 y Pablo Neruda, cuyo centenario del nacimiento se celebra este año. Pero Chile es también una literatura viva y de excelentes viñedos, aspectos que estarán presentes en Ginebra.

Viaje además con una exposición dedicada a Arthur Rimbaud. Rimbaud el poeta, y Rimbaud el hombre con las sandalias al viento. El salón exhibe las imágenes que el fotógrafo suizo Benoit Lange trajo de Etiopía, Abisinia en el tiempo de Rimbaud.

Más viajes con los Vernes

Viaje siempre con Verne (s). ¡ Enrique Vernes, el creador de Bob Morane, al cual el grupo francés Indochina le debe tanto! El stand Wallonie-Bruselas le dedica una exposición a Super Bob, nacido en 1953, y que desde entonces ha vivido 150 aventuras a menudo muy exóticas. Enrique Vernes estará también presente en Ginebra.

Y por supuesto Julio; Julio Verne, a quien la Feria del libro dedica este año su "Gran exposición".

El universo fabuloso de Julio Verne

¿Fabuloso como "fábula" o como "extraordinario"? Como "extraordinario", responde inmediatamente Eric Weissenberg, médico ginebrino, secretario general de la Sociedad Julio Verne y coleccionista apasionado.

"Julio Verne es un artista. Lo consideramos sin razón como un novelista de la ciencia. No fue así, fue siempre un artista que utilizó la ciencia como un hombre de teatro utiliza accesorios o decorados", explica.

Debemos decir que las innumerables adaptaciones para niños o adolescentes que se encuentran en ciertas obras de Julio Verne, si bien fueron benéficas para sus editores, no lo fueron para la reputación literaria de su obra.

¿Cómo describir al escritor francés mediante una exposición? "Quisimos mostrarlo a través de carteles modernos - cine, publicidad – para decir al público que Julio Verne está muy vivo, muy inquieto hasta hoy en día. Una gran efervescencia que por otra parte se acentúa al aproximarse el 100 aniversario de su muerte, en el 2005 ", agrega Eric Weissenberg.

También son presentados varios documentos de su época: dibujos originales de sus ilustradores, fotos que han pertenecido al propio Julio Verne o a su editor Hetzel, y hasta juegos derivados, adaptados por sus obras.

Gran parte de lo que es presentado en Ginebra pertenece a Eric Weissenberg. "Es bastante asombroso ver repartido en enormes superficies los objetos que generalmente se guardan en cajones o en rodillos encima de los armarios", concluye tranquilamente.

Los otros recorridos del libro

Además de los escaparates de los editores y de los difusores, el libro también está presente a través de otras exposiciones: Jorge Sand, el polaco Witold Gombrowicz o Zep, el padre de Titeuf, y su banda de "Tchô" tienen así derecho a ser exhibidos.

Más asombroso: un trayecto organizado durante cuatro días en la ciudad de Ginebra, para visitar los lugares donde alguna vez vivieron autores conocidos. La ocasión de participar en un té literario en Hotel de Bergues en compañía de Mary Shelley y de Frankenstein, pero también de seguir los rastros de Rousseau, de Ludwig Hohl, de Dostoïevski , Luis Borges o de Albert Cohen.

De la pasión a la mística del libro, algunos no vacilan en participar, así el autor y pintor francés de origen polaco, Marek Halter, que asistirá en la conferencia de prensa antes mencionada.

"Antes de la escritura existieron los pictogramas. Pues todo lo que era abstracto era difícil de decir. Y no es por casualidad que la escritura precede apenas la invención de la primera abstracción en la historia de la humanidad: Dios. Unico, invisible. Imagine usted que habría sido difícil decirlo con los pictogramas ".

Difícil de creer que el concepto no precedió a la palabra. Y que la abstracción no es anterior a la invención de Dios. Pero sea lo que sea, la fórmula es hermosa.

swissinfo, Bernard Léchot, Ginebra
(Traducción: Alberto Dufey)

Datos clave

La manifestación tiene lugar del 28 de abril al 2 de mayo de 2004.
Se realiza en el "Geneva Palexpo" sobre una superficie de 30.000 m2, incluye a 300 expositores y atrae cada año a unos 120.000 visitantes.

End of insertion

Contexto

- Como de costumbre, varios otros salones son integrados en del libro y de la prensa: Europ' Art, Salón del estudiante, Salón de la música, y, por primera vez, un " Salón africano del libro de la prensa y de la cultura ".

- En paralelo, un lugar de debate y de encuentro, como lo es el marco del Gran café literario, del Espacio Simpático, los diversos stands de prensa o, por supuesto, la Aldea alternativa.

End of insertion

Este artículo ha sido importado automáticamente del antiguo sito web al nuevo. Si observa algún problema de visualización, le pedimos disculpas y le rogamos que nos lo indique a esta dirección: community-feedback@swissinfo.ch

Compartir este artículo