Navegación

Enlaces para saltar navegación

Principales funcionalidades

Las jóvenes estrellas de Belén

El fútbol femenino vive un 'boom' en Suiza: encuentro entre el FC Bethlehem (izda.) y FC Herzogenbuchsee.

En el oeste de Berna, en un barrio periférico de la ciudad marcado por altos bloques de pisos y que lleva por nombre 'Bethlehem' (Belén), el fútbol femenino tiene una larga tradición.

Desde 1984, las chicas y las mujeres pueden jugar allí al fútbol en competiciones oficiales.

En la vida, todo es empezar. Esto lo sabe muy bien el segundo equipo juvenil femenino del Club de Fútbol de Bethlehem: los primeros partidos que las jóvenes han disputado acabaron casi siempre en derrotas aplastantes.

Las futbolistas novatas han tenido que aprender cómo superar el miedo al balón y a las adversarias, que al principio eran superiores en el juego.

Además, tuvieron que experimentar y averiguar quién era la mejor en qué posición.

Pero las muchachas no se dejaron desanimar. Siguieron con disciplina los entrenamientos y se ilusionaban ante cada partido que se avecinaba. Al final, esa tenacidad les ayudó a ganar algunos encuentros.

¿Por qué el fútbol?

Si se les pregunta a las juveniles de la categoría C por qué han optado por jugar al fútbol, la respuesta espontánea es: "¡Porque es muy divertido!"

El fútbol es un juego muy divertido, eso ya lo habían notado de niñas al jugar al balompié en el patio de la escuela. Después de que la primera chica tuviera el coraje de incorporarse a un club femenino, le siguieron otras.

La pasión por el fútbol se divulgó enseguida, y así empezaron a interesarse cada vez más chicas por el deporte 'masculino'.

Entusiasmo real

Después de cierto tiempo, se notaba que la idea de jugar al fútbol en un equipo no era un esplín pasajero de algunas adolescentes, sino la expresión de un entusiasmo real.

Las jóvenes tienen mucha disciplina, van a todos los entrenamientos, y mientras dura la competición, los sábados quedan reservados para disputar los partidos.

El fútbol también influye en la planificación del tiempo libre de los padres. El apoyo de los progenitores es fundamental. No son sólo los aficionados más acérrimos, sino también los que se ocupan de llevar a sus hijas a los lugares de encuentro.

Buen aprendizaje para la vida

El fútbol es para las jóvenes un buen aprendizaje para la vida. La lucha en el campo fortalece la autoconfianza porque aprenden a imponer su voluntad.

Al mismo tiempo tienen que respetar el 'fair play' para impedir que sean amonestadas. Aprenden a trbajar en equipo, asumir las críticas y aceptar decisiones injustas del árbitro sin perder la calma.

En los entrenamientos se robustece además la condición física y psíquica, lo cual puede ser muy útil incluso fuera del mundo futbolístico.

Más chicas jóvenes

En la temporada 2007/08 fue la primera vez en la historia del fútbol femenino del FC Bethlehem que no se ha conseguido convocar el primer equipo femenino, mientras que los combinados juveniles de mujeres experimentan desde los últimos Mundiales de Alemania una afluencia continua.

Hace dos años, se logró constituir un segundo equipo juvenil, el de la categoría C. Y el año pasado, la concurrencia ha sido tan grande que se ha tenido que fundar un tercer equipo juvenil, el de la categoría D.

Actividad honorífica de escasa retribución

El desarrollo actual de las juveniles C es prometedor. Esto tiene que ver con que desde la temporada 2007/08 se realizan entrenamientos de verano de los equipos júnior C y D de forma separada.

Para que se pueda seguir haciendo esto, se necesitan, sin embargo, suficientes entrenadores, lo cual puede suponer un problema: es una profesión que exige mucho empeño y tiempo, y que apenas da el reconocimiento o dinero que se merece.

La esperanza que todos tienen es que las jóvenes 'estrellas de Belén' sigan encontrando los entrenadores adecuados y que perdure el entusiasmo por el fútbol activo.

swissinfo, Ruth Widmer
(Traducción del alemán: Antonio Suárez Varela)

Datos clave

El FC Bethlehem (equipo masculino) se fundó en 1964 bajo el nombre de 'FC Kickers 3027'.

Desde 1984 existen en el FC Bethlehem también equipos femeninos.

Hay cuatro equipos femeninos: las activas, que tras un año de pausa, volverán a jugar en la temporada 2008/09 y tres combinados juveniles.

Un entrenador de las juveniles C sólo gana un sueldo anual de 300 francos (190 euros).

Fin del recuadro

FÚTBOL FEMENINO EN SUIZA

El fútbol femenino sigue siendo un deporte minoritario. En Suiza, sin embargo, vive un 'boom': desde 2003, el número de jugadoras licenciadas se ha duplicado hasta 18.000.

Pronto el fútbol femenino se convertirá en un deporte de equipo más popular.

Y el fútbol femenino tiene éxito: la selección sub-20 participó por primera vez en los Mundiales de 2006, y el club lucernés SC Luwin.ch fue el primer equipo suizo en conseguir en la temporada 2005/06 la segunda fase de la Copa de la UEFA de las Mujeres.

Los clubes se profesionalizan cada vez más y los grandes torneos internacionales se transmiten por televisión.

Fin del recuadro


Enlaces

×