Lluvias torrenciales causan estragos

La parte baja del casco viejo de Berna este lunes. Keystone

Las intensas lluvias continúan en Suiza, provocando graves inundaciones. La región central del país es la más afectada.

Este contenido fue publicado el 22 agosto 2005 - 16:23

El tráfico vial y ferroviario se ha interrumpido en varias zonas. En Lucerna 1.500 personas debieron ser evacuadas.

Las inundaciones y los desprendimientos de tierra perturban seriamente el tráfico ferroviario en la región de la Suiza central. Los Ferrocarriles Federales Suizos (FFS) desconocen cuándo la situación volverá a la normalidad.

El portavoz del FFS, Roger Baumann, confirma que numerosas líneas internacionales, nacionales y regionales se encuentran cerradas.

Tanto el transporte de pasajeros, como el de mercancías, resultan afectados.

Los concurridos accesos ferroviarios alpinos del Gotardo y del Lötschberg también están bloqueados.

Tampoco es posible dirigirse al cantón sureño del Tesino, ni a Italia desde Zúrich, ya que las vías férreas están inundadas.

Trenes regionales parados

En la Suiza central han sido puestos a disposición autobuses de pasajeros que parten desde Lucerna a Langnau y Berna; y de Lucerna a Olten y Basilea.

La circulación ferroviaria también ha sido interrumpida entre Lausana (en el cantón de Vaud) y Brig (en pleno corazón de los Alpes, en el cantón Valais).

En los cantones de Lucerna, Argovia, Schwyz y Obwalden no circulan los trenes regionales. Entre tanto, en el cantón de Berna ciertas conexiones han dejado de operar.

FFS ha abierto una línea de emergencia gratuita para dar información a los usuarios: 0800 99 66 33.

Estado de los caminos

Diversos accesos viales están cerrados, como por ejemplo, el paso del Brünig, que une los poblados de Giswil y Brienzwiler.

Tampoco es posible conducir por las carreteras que llevan a los valles prealpinos del cantón de Obwalden y de Lucerna.

En total, unas 50 carreteras están parcialmente bloqueadas en los cantones de Lucerna, Obwalden, Nidwalden, Schwyz, Berna y Friburgo.

Las autopistas A4, cerca de Küssnacht, la A6, cerca de Muri, y la A8, cerca de Interlaken, también están afectadas.

Lucerna, el más afectado

Si bien es cierto que diversos cantones han sido castigados por las inundaciones, Lucerna es el que cuenta con el mayor número de daños. Mil 500 personas han debido ser evacuadas.

Las comunas de Entlebuch y Willisau se han quedado incomunicadas. Varios desprendimientos de terreno han cortado los caminos a esas regiones de Lucerna.

En Entlebuch, dos bomberos perecieron la noche de este domingo durante las tareas para levantar escombros.

El río Emme se salió de su cauce en las localidades de Wolhusen, Malters y Emmenbrücke, mientras el Reuss se desbordó en el poblado de Emmen.

En algunas comunas sonaron las sirenas de alarma y los habitantes han recibido instrucciones para permanecer alejados de las zonas anegadas, mientras que en varias escuelas fueron suspendidas las clases.

La electricidad y las líneas telefónicas fijas y celulares tampoco han escapado de los daños en la región.

Precipitaciones hasta finales del día

En el casco antiguo de Berna, las calles del barrio histórico de la Matte, a orillas del río Aar, están sumergidas 50 centímetros bajo el agua y las autoridades municipales han bloqueado el acceso a la zona.

Una parte del zoológico del Dählhölzli también se encuentra anegada, por lo que ha debido ser evacuada.

El aeropuerto de Berna-Belp está cerrado desde esta mañana. Una superficie mayor a 300 metros de su pista de aterrizaje está inundada. Los vuelos con destino a Belp han sido anulados o dirigidos hacia otros aeropuertos.

El nivel del agua en el lago de Brienz ha rebasado ya la franja de alerta. La situación es similar en el lago de Thun, donde el agua sube a una velocidad de cinco centímetros por hora.

La navegación ha quedado prohibida y los habitantes que viven cerca de esos lagos han sido llamados a proteger sus hogares.

De acuerdo con informaciones de Meteo Suiza, las precipitaciones cederán a finales de este lunes.

La Cadena de la Solidaridad, la colecta nacional que responde ante catástrofes dentro y fuera del país, ha abierto una cuenta para reunir fondos a favor de los damnificados.

swissinfo y agencias

Datos clave

En la región prealpina, desde Friburgo hasta la Suiza Central, el domingo cayeron 110 milímetros de lluvia por metro cuadrado.

Se estima que hasta el martes por la mañana caerán hasta 70mm/m2.

End of insertion

Contexto

La Cadena de la Solidaridad ha abierto una cuenta postal a favor de las víctimas de las inundaciones en Suiza: 10-15000-6 con la mención: Intemperies en Suiza.

La Cruz Roja Suiza y Caritas han destinado 100.000 francos a favor de las víctimas.

End of insertion

Este artículo ha sido importado automáticamente del antiguo sito web al nuevo. Si observa algún problema de visualización, le pedimos disculpas y le rogamos que nos lo indique a esta dirección: community-feedback@swissinfo.ch

Compartir este artículo