Navegación

Enlaces para saltar navegación

Principales funcionalidades

Los anti WEF, entre radicalismo y pacifismo

Un manifestante contra el WEF el año pasado. ¿Cuál será la vestimenta este año?

(Keystone)

Contrariamente a los años precedentes, los opositores al Foro Económico Mundial de Davos 2004 se manifiestan de manera dispersa.

Sin embargo, las críticas hacia la cita anual de los 'líderes globales' no disminuyen.

En apariencia, el Foro Económico Mundial (WEF) ganó una manga a sus opositores. Su gran reunión anual en la estación alpina en el cantón de los Grisones no será esta vez perturbada por una sola manifestación unitaria.

La Alianza de Olten, encargada de organizar la manifestación, no consiguió poner de acuerdo al conjunto de las entidades que coordina.

Esas múltiples asociaciones o partidos (Verdes, jóvenes socialistas, sindicatos, ONG, extrema izquierda y anarquistas) no lograron ponerse de acuerdo sobre el tipo de acciones comunes a realizar, ni cómo adoptar una posición sobre la violencia que genera ese tipo de manifestaciones.

No a la violencia

Este fracaso aparente marca, de hecho, la ruptura entre la gran mayoría del movimiento altermundialista y los grupúsculos que preconizan enfrentamientos violentos.

“Aunque heterogéneo, ese movimiento se inclina cada vez más por la no violencia, por la transparencia y por la representación democrática”, afirma Jean Rossiaud.

“Sin embargo - agrega el sociólogo ginebrino - la acción directa preconizada por los grupúsculos extremistas no es transparente ni democrática”.

A su manera, Jürg Bühler confirma este análisis. Vigilamos sólo a los grupúsculos e individuos reunidos en torno a la Alianza Revolucionaria contra el WEF. Esta coordinación reúne los elementos más propensos a la violencia”.

“El resto del movimiento altermundialista no nos plantea ningún problema”, agrega este experto del servicio de análisis y prevención de la Oficina Federal de Policía.

Opiniones divergentes

Resultado: los diferentes integrantes de la galaxia altermundialista manifiestan este año su oposición al WEF a través de foros, en lugar de hacerlo en la calle.

Y sus múltiples conferencias ponen en evidencia las divergencias que existen en ese movimiento social naciente.

Así, el ‘Open Forum de Davos’, organizado por la ONG Pan para el prójimo, plantea el diálogo con los organizadores del WEF.

La Mirada Pública sobre Davos, el foro lanzado por la Declaración de Berna, intenta contraestar las tesis del WEF abogando por la causa de los países en desarrollo.

Al lado de esas dos reuniones, que se celebran en la estación alpina, la sección suiza de ATTAC reúne a la izquierda helvética en Zúrich, en la cita llamada ‘El otro Davos’.

"Las divergencias de opinión que se expresan a través de esas diferentes conferencias no son nuevas”, recuerda Alessandro Pelizarri.

“Incluso han estado presentes desde los comienzos del movimiento”, agrega el portavoz de ATTAC para Suiza.

La unidad amenazada

Queda por saber si esta diversidad de opiniones conducirá a una ruptura entre los partidarios de la corriente reformista y aquellos que preconizan un cambio radical, es decir, revolucionario, del sistema.

En Bombay, esas dos corrientes de pensamiento se expresan en dos foros concurrentes. En uno que se desarrolla bajo la bandera del Foro Social Mundial (FMS) y el otro que se opone bajo la etiqueta de ‘Mumbai Resistancia’.

El sociólogo Jean Rossiaud estima que ese debate, viejo como la historia del movimiento obrero, es hoy en día obsoleto.

“Una tercera vía emerge gracias a las organizaciones ecológicas”, estima este investigador miembro del partido helvético de los Verdes.

Un futuro a construir

“La gran mayoría de los altermundialistas - agrega el sociólogo ginebrino - estima que hay que cambiar las estructuras económicas y políticas de nuestras sociedades. En ese sentido, el movimiento sigue siendo radical, incluso revolucionario”.

“Pero el método para conseguirlo ya no consiste en reemplazar brutalmente un modelo político-económico por otro, sino en transformar por etapas el sistema existente”, concluye Jean Rossiaud.

Queda por saber cómo se va a concretizar ese proceso. Es en torno a esta cuestión que gira actualmente el debate en el seno del movimiento altermundialista.

swissinfo, Frédéric Burnand, Ginebra
(Traducción: Alberto Dufey)

Contexto

1999: primera manifestación contra el WEF en Davos. Bloqueo parcial de una conferencia ministerial de la OMC en Seattle.

2000: lanzamiento en Ginebra del Foro Social Mundial, cuya primera edición tendrá lugar el año siguiente en Porto Alegre.

2001: grandes manifestaciones en Génova durante el G8 donde muere el primer altermundialista.

2002: primer Foro Social Europeo en Florencia, Italia.

2003: más de 10 personas desfilan contra la cumbre del G8 de Evian. Ginebra y Lausana son el teatro de enfrentamientos violentos entre la policía una parte de los manifestantes.
2004: la mayoría de los altermundialistas renuncian a manifestar en Davos contra el WEF.

Fin del recuadro


Enlaces

Neuer Inhalt

Horizontal Line


swissinfo en español en Facebook

Únete a la nueva página de SWISSINFO EN ESPAÑOL en Facebook

Únete a la nueva página de SWISSINFO EN ESPAÑOL en Facebook

subscription form

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

Regístrese para recibir en su correo electrónico nuestro boletín semanal con una selección de los artículos más interesantes