Navigation

Los límites de la lucha antiterrorista

Jacques Baud es autor de varios estudios sobre terrorismo, entre ellos "La guerra asimétrica o La derrota del vencedor" . jacquesfbaud.ch

El peor enfoque para resolver la cuestión del terrorismo es el puramente policíaco, afirma el especialista suizo en inteligencia Jacques Baud.

Este contenido fue publicado el 16 agosto 2006 - 10:52

Este experto en terrorismo considera que el complot recientemente desbaratado en Londres no marca un verdadero cambio en la naturaleza de la amenaza terrorista.

El descubrimiento, la semana pasada en Londres, de atentados que habrían estado gestándose contra aviones estadounidenses ha reactualizado la amenaza terrorista que pesa sobre los países occidentales.

Ese vasto complot ha provocado la aplicación de una nueva serie de medidas de seguridad en los aeropuertos del mundo entero, incluyendo los de Ginebra y Zúrich.

Jacques Baud es autor de varios estudios sobre terrorismo, entre ellos "La guerra asimétrica o La derrota del vencedor".

El experto analiza para swissinfo las diversas repercusiones de esos desbaratados atentados que, según las informaciones, iban a ser ejecutados con explosivos líquidos disponibles en el mercado.

swissinfo: Según los especialistas, en el comercio hay con qué fabricar elementos líquidos y en Internet el método de uso. ¿Está cambiando la naturaleza de la acción terrorista?

Jacques Baud: En realidad, las 'recetas' para fabricar explosivos improvisados a partir de productos accesibles a todos existen desde hace varias décadas en la literatura especializada. Las mezclas explosivas pueden ser producidas partiendo de una aspirina, la orina, el polvo de cacao o de agua de Javel.

El complot de Londres no marca pues un cambio en la naturaleza de la amenaza terrorista.

swissinfo: ¿Puede Suiza seguir sosteniendo su seguridad interior de la misma manera?

J.B.: Pienso que esas 'recetas' o al menos la amenaza que representan eran y son conocidas por los servicios de policía.

En todo caso, ilustran la dificultad que implica establecer un control pleno sobre todo lo que podría intervenir en la amenaza terrorista. ¿Cómo controlar la venta y el uso de azúcar cristalizada o de elementos de plomería? Es virtualmente imposible.

swissinfo: ¿Permite una actitud puramente policial enfrentar este tipo de amenaza?

J.B.: En realidad, resolver la cuestión del terrorismo con un enfoque puramente policíaco es el peor, porque la seguridad cojea siempre detrás la intención terrorista.

El problema es que una actitud de prevención necesita comprender las motivaciones de los terroristas. Y estamos lejos de ello. A menudo 'tratar de entender' es considerado como 'aceptar'.

De todos modos, hay que constatar ciertas decisiones -como aquella de atacar Irak, por ejemplo-, ha creado una 'causa' para los islamistas y generado más terrorismo.

Eliminando terroristas no se elimina necesariamente el terrorismo. Incluso es frecuente que al eliminar terroristas o ciertas redes se favorece la aparición de nuevos terroristas o de nuevas redes más difíciles de identificar.

swissinfo: Visto desde un ángulo militar, el terrorismo de Al Qaeda se inscribe en el concepto de guerra asimétrica, una forma de guerra que golpea a Irak, los territorios palestinos y Líbano. ¿Son todos de la misma naturaleza?

J.B.: El principio de la guerra asimétrica, como la he definido en mis libros, no es aprovechar la propia superioridad, sino transformar la superioridad del adversario en una debilidad.

Es, por ejemplo, el caso de Hezbolá libanés o Hamas palestino que financian la reubicación de las familias y la reconstrucción de las viviendas destruidas por Israel tras descubrir a un terrorista.

Gracias a sus estructuras de ayuda, Hezbolá y Hamas 'recuperan' políticamente a las familias concernidas.

Otro aspecto de la asimetría es que, en la esfera de influencia islamista, la noción de victoria está más asociada con la capacidad de resistencia que con la destrucción del adversario.

Eso explica que - como decía el líder druzo Walid Jumblat hace algunas semanas-, Hezbolá ya ha ganado su guerra...Incluso si el sur de Líbano es destruido.

Entrevista swissinfo: Frédéric Burnand, Ginebra.

Contexto

El último informe sobre seguridad interior, publicado por la Oficina Federal de Policía, subrayq que Europa y Suiza se han convertido en bases de operaciones para los grupos terroristas islamistas inspirados en Al Qaeda.

En junio de 2006, el Ministerio público de la Confederación Helvética (MPC) confirmó el arresto de varios miembros de una célula terrorista que proyectaba atentar en Suiza contra un avión israelí.

En agosto de 2004, Mohamed Achraf, miembro de una célula islamista, había sido arrestado en el aeropuerto de Zúrich. Antes de ser finalmente extraditado a España.

End of insertion

Seguridad reforzada

Desde el lunes, los controles de seguridad en los vuelos a Estados Unidos han sido reforzados en los aeropuertos suizos.

Además de estar prohibido llevar líquidos o sustancias gelatinosas, el control del equipaje de mano y del cuerpo de los pasajeros son obligatorios.

Desde el martes, en el aeropuerto de Zúrich, una vez pasado el control de seguridad, los cafés y los bares son cerrados. Los pasajeros que vuelan a Estados Unidos deben contentarse con agua del grifo.

En el aeropuerto Cointrin de Ginebra, que tiene sólo dos vuelos con destino a EEUU, no se exige tal medida.

End of insertion

Este artículo ha sido importado automáticamente del antiguo sito web al nuevo. Si observa algún problema de visualización, le pedimos disculpas y le rogamos que nos lo indique a esta dirección: community-feedback@swissinfo.ch

Los comentarios de este artículo han sido desactivados. Puede encontrar una visión general de los debates en curso con nuestros periodistas aquí. Por favor, únase a nosotros!

Si quiere iniciar una conversación sobre un tema planteado en este artículo o quiere informar de errores factuales, envíenos un correo electrónico a spanish@swissinfo.ch.

Compartir este artículo

Únase a la conversación

Con una cuenta de SWI, tiene la oportunidad de contribuir con comentarios en nuestro sitio web.

Conéctese o regístrese aquí.