Navegación

Enlaces para saltar navegación

Principales funcionalidades

Lukas Mühlemann no declararía en el caso del BGN

(swissinfo.ch)

Una jueza argentina habría rechazado un pedido para que el director del 'Credit Suisse Group' (CSG) sea interrogado.

El CSG confirmó este lunes que, según "fuentes fidedignas", la jueza federal argentina Maria Servini de Cubria, rechazó el pedido del fiscal Luis Coparatore para que Lukas Mühlemann declare en la investigación en torno al Banco General de Negocios (BGN) de Argentina.

Desde Zúrich, la oficina de comunicación del CSG enfatizó que poseía información, procedente de fuentes confiables, en el sentido de que la jueza Servini de Cubria había rechazado la solicitud de Coparatore. La institución reconoció, sin embargo, que la magistrada no se ha pronunciado "en forma oficial" sobre el particular.

El viernes 22.02.02 el fiscal Luis Comparatore presentó ante la jueza un pedido para que el presidente del CSG, Lukas Mühlemann y los jefes del banco alemán 'Dresdner Bank' y del 'JP Morgan' de Estados Unidos, explicaran su participación en el caso del BGN.

Los hermanos Rohm en la mira

El pedido del fiscal se basa en que "los ejecutivos extranjeros no podían ser ajenos a las decisiones que se adoptaban sobre la marcha de los negocios del BGN", entidad sospechosa de haber participado en una estrategia para permitir la fuga de capitales de Argentina.

El suizo Lukas Mühlemann, el alemán Bernd Fahrenholz y el estadounidense William Harrison Jr. integran el directorio del BGN, pero han hecho pública su intención de dejar sus puestos el próximo 18 de abril, cuando se llevará a cabo la asamblea de accionistas en Buenos Aires.

El CSG posee 23 por ciento del BGN, cuyo caso ocupa desde hace tiempo las primeras páginas de los medios argentinos. Sus dueños principales son los hermanos Carlos y José Rohm. El primero se encuentra preso desde diciembre pasado, mientras que José está prófugo.

A ambos se les acusa de instrumentar los mecanismos necesarios para la salida del país de unos 70 millones de dólares pertenecientes a destacadas figuras de la sociedad argentina a través de operaciones que violaron el cerco establecido por las autoridades para impedir la salida de capitales del país mediante una estrategia conocida como 'el corralito'.


También en Uruguay

El asunto afecta también a la filial uruguaya del BGN, el Banco Comercial. Hace pocos días, los mismos tres grandes bancos involucrados en el caso argentino hicieron un aporte de 100 millones de dólares para salvar al banco de Uruguay. El gobierno de Montevideo, que también contribuyó en la operación de rescate, emprendió acciones legales contra los hermanos Rohm.

Círculos financieros independientes en Buenos Aires consideran que hay un trasfondo político en la persecución de los hermanos Rohm. Opinan que, justo ahora, cuando Argentina está gobernada por un sector mucho más nacionalista, habría llegado el momento de ajustar cuentas con los dirigentes de un banco que era muy cercano al círculo financiero de Carlos Menem.

El pedido de tomar declaración indagatoria a Lukas Mühlemann y a los otros banqueros no tuvo mayor eco en Argentina.

Ulrich Achermann


Enlaces

×