Navegación

Enlaces para saltar navegación

Principales funcionalidades

Luz verde del senado suizo a TLC con México

El parlamento mexicano había aprobado el acuerdo comercial con la EFTA.

(Keystone)

El Consejo de Estados (senado) suizo aprobó este lunes sin oposición un acuerdo de libre comercio con México en el marco de la Asociación Europea de Libre Comercio (EFTA), de la que Suiza forma parte junto con Liechtenstein, Noruega e Islandia y un convenio bilateral en materia agrícola.

El acuerdo de la Cámara Alta sucede a una decisión en el mismo sentido por parte de los diputados suizos, que el pasado 5 de junio aprobaron por 108 votos contra 43 los dos acuerdos con esa nación latinoamericana.

La entrada en vigor el próximo 1 de julio de los acuerdos en cuestión permitirá a Suiza, y al resto de los Estados miembros de la EFTA, diversas ventajas comerciales, entre las cuales un mismo trato preferencial, por parte de México, que aquel que reciben Estados Unidos y Canadá y los países de la Unión Europea.

El parlamento mexicano había aprobado por unanimidad el acuerdo de libre comercio con la EFTA.

Cabe recordar que México integra junto con sus vecinos de América del Norte, una alianza de libre comercio regional y que desde el año pasado firmó un acuerdo en la misma dirección con los quince, amén de que mantiene acuerdos bilaterales con diversos países.

De acuerdo con el legislador Michel Béguelin las exportaciones hacia ese país americano ascienden a mil millones de francos y el convenio permitirá a la industria suiza un ahorro de al menos 100 millones de francos anuales por concepto de derechos de aduana, en tanto que las empresas mexicanas tendrán una ganancia de 3,5 millones.

La aprobación se produce a sólo unos días de la reunión semestral de ministros de la EFTA que en esta ocasión tendrá lugar en la ciudad de Vaduz, en Liechtenstein, los días 21 y 22 de junio bajo la presidencia del Estado anfitrión.

Los Estados integrantes de la Asociación firmarán en el Principado un acuerdo que moderniza la Convención de Estocolmo de 1960 y la cual dio lugar a la fundación de la EFTA.

Con base en el convenio, las relaciones entre los países de la EFTA se elevan a los niveles de aquellas que comparten cada uno de los países de la Asociación con las naciones integrantes de la Unión Europea.

Según el Ministerio suizo de Economía la ventaja de una medida semejante es doble puesto que mejora las relaciones de política económica entre los países de la EFTA -en particular en las áreas de servicios, movimientos de capitales y protección de la propiedad intelectual-, y fortalece la posición común de la EFTA en negociaciones de libre cambio con terceros países.

Por otra parte, en el marco de la reunión de Vaduz, los ministros de la AELE firmarán dos nuevos acuerdos de libre comercio, uno con Croacia y otro con Jordania, con lo que se eleva a 18 el número de convenios semejantes con países que no integran la Unión Europea.

"La firma de esos dos nuevos acuerdos constituye un paso suplementario hacia la creación de una vasta zona de libre comercio euro-mediterránea de aquí al año 2010", que comprende los países de la EFTA, de la UE, los PECOs (países de Europa central y oriental) y las naciones de la cuenca mediterránea.

Marcela Aguila Rubín


Enlaces

subscription form

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

Regístrese para recibir en su correo electrónico nuestro boletín semanal con una selección de los artículos más interesantes

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

×