Navegación

Enlaces para saltar navegación

Principales funcionalidades

Más respaldo al Museo de la Cruz Roja

Es importante seguir mostrando la labor humanitaria del movimiento de la Cruz Roja

La Confederación debe mantener su apoyo al Museo Internacional de la Cruz Roja y de la Media Luna Roja, MICR, de Ginebra. Este es el planteamiento formulado por la comisión senatorial correspondiente que insta al gobierno a elevar su contribución al MCIR.

"La existencia de este museo interesa directamente a Suiza" reza el argumento de la moción presentada por la comisión de Educación y Cultura del Consejo de los Estados (senado).

Sus integrantes aprobaron por unanimidad un aumento de 125.600 francos que elevaría a 964.000 francos el aporte de la Confederación al MCIR.

La participación federal pone como condición que el cantón de Ginebra mantenga su compromiso financiero con el museo domiciliado en la Ciudad de Calvino.

El gobierno suizo apoya al Museo Internacional de la Cruz Roja y de la Media Luna Roja desde 1992, año el que sus instalaciones sufrieron una estrechez económica.

La institución no tiene cuentas pendientes en la actualidad, pero, según afirma la comisión parlamentaria, el museo no puede cumplir con su misión si no sigue contando con subvenciones públicas.

El Museo de la Cruz Roja es una fundación de derecho privado, bajo supervisión del Gobierno Federal. Fue creado en 1988 por iniciativa de uno de los ex delegados del CICR.

El material expuesto en sus instalaciones expone a la opinión pública las tareas humanitarias desarrolladas por el movimiento internacional de la Cruz Roja y de la Media Luna roja y tiene la finalidad de sensibilizar sobre la importancia de la labor humanitaria, así como la de contribuir a la aplicación y al respeto del derecho internacional humanitario.

swissinfo y agencias

subscription form

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

Regístrese para recibir en su correo electrónico nuestro boletín semanal con una selección de los artículos más interesantes

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

×