Navegación

Enlaces para saltar navegación

Principales funcionalidades

Mayor protección contra la gripe aviar

Suiza y Europa siguen de cerca el desarrollo de la gripe aviar en Turquía.

(Keystone)

Suiza confía en las medidas implementadas hasta ahora para prevenir el mal, que ha causado la muerte de al menos 2 personas y ha infectado a otras 15 en Turquía.

La Oficina Veterinaria Federal amplió a seis países colindantes con Turquía la prohibición de importar plumas y aves vivas.

La inquietud crece en el seno de los gobiernos europeos ante el paso de la gripe aviar del este al oeste de Turquía.

Sin embargo, la Organización Mundial de la Salud (OMS) indicó este martes (10.01.) que la aparición de la enfermedad en ese país podría ser controlada de manera "relativamente fácil".

Además, la OMS señala que, hasta ahora, todos los indicios apuntan a los pollos como los responsables de la transmisión del virus. Esto significa que la temida cepa no habría presentado ninguna mutación para su transmisión entre seres humanos.

Las autoridades suizas afirman que continuarán su actual política de prevención contra la gripe aviar, consistente en prohibir las importaciones de carne de pollo, huevos y otros derivados provenientes de los países afectados por el virus.

Además, se mantendrán los controles impuestos desde octubre pasado en las fronteras del país.

En lo que concierne a la extensión de la interdicción de importaciones a los seis países vecinos de Turquía, se trata de una medida preventiva ya que, en la práctica, Suiza no compra ningún producto avícola de esa región.

El temor del contrabando

A juicio del portavoz de la Oficina Veterinaria Federal (OVF), Marcel Falk, la amenaza más significativa para Suiza sería la importación ilegal de estos productos.

Sin embargo, rechaza los temores de que el virus H5N1 sea importado en las ropas de los viajeros provenientes de las zonas afectadas. "En teoría es posible, ya que el excremento de las aves es infeccioso durante dos o tres semanas", explica a swissinfo.

"La posibilidad no se excluye del todo, pero creemos que es poco probable. Hemos solicitado a los criadores de aves que no permitan que ninguna persona que provenga de las zonas afectadas se acerque a sus animales en las primeras tres semanas de su llegada a Suiza."

Por lo demás, no se avizora reimponer la medida que prohíbe mantener a las aves domésticas al aire libre, una restricción impuesta temporalmente en Suiza en otoño pasado.

Controles en los aeropuertos

"Esta restricción tenía como finalidad específica la de evitar contagios en Suiza durante el periodo de inmigración de aves salvajes provenientes de Rusia y África. por lo que no tiene nada que ver con la situación en Turquía", precisa el portavoz de la OVF.

"Es probable que consideremos esta medida en primavera, cuando las aves emigren de nuevo. Pero antes de tomar una decisión, haremos un análisis de la situación en las zonas donde pasaron el invierno."

Por otra parte, el responsable de la Administración Federal de Aduanas de Suiza, Daniel Wagner, indica que desde que se impusieron los controles fronterizos el año pasado, sólo se registraron 20 casos de personas que querían introducir productos avícolas en territorio helvético.

"En octubre, incrementamos los controles en los aeropuertos de Zúrich, Ginebra y Basilea, centrados especialmente en los vuelos directos procedentes de Turquía u otros países afectados por la gripe aviar."

También continúan los controles en las zonas fronterizas de caminos y vías férreas, pero no se han implementado medidas suplementarias en las últimas semanas, precisa Daniel Wagner.

Ilegal

"Nuestras revisiones han descubierto, más de que productos de aves, el contrabando de cigarrillos y otros productos alimenticios ilegales", señala.

En lo que respecta a la Oficina Federal de Salud Pública (OFSP), esta dependencia considera poco probable el riesgo de contagio en seres humanos.

"Se trata de una enfermedad que pasa de las aves al hombre y no se transmite entre personas", indica Jean-Louis Zürcher, portavoz de la OFSP.

"Ciertamente, el desarrollo actual en Turquía no deja de inquietar y atiza los temores de que el virus pueda expandirse al resto de Europa. Pero hemos establecido medidas para impedir la llegada a Suiza de aves y productos avícolas de los países concernidos, por lo que el riesgo es limitado."

swissinfo, Matthew Allen
(Traducido del inglés por Patricia Islas)

Datos clave

Suiza ordenó el encierro de las aves domésticas del 26 de octubre al 16 de diciembre de 2005.

Paralelamente, expertos veterinarios tomaron pruebas fecales de unas 800 aves migratorias, pero no se encontró ningún caso de gripe aviar.

La OMS informa de que no se ha detectado mutación del virus H5N1, la cepa más dañina de la enfermedad.

De acuerdo a sus estadísticas, 76 personas han muerto y otras 146 han sido infectadas por la gripe aviar.

Fin del recuadro


Enlaces

×