Navigation

El mayor yacimiento petrolero de la Amazonía peruana se queda sin explotador

Este contenido fue publicado el 07 febrero 2021 - 01:03

Lima, 6 feb (EFE).- El mayor yacimiento petrolero de la Amazonía peruana se quedó desde este sábado momentáneamente paralizado y sin explotador tras la salida de la petrolera canadiense Frontera, que culminó su contrato temporal de concesión.

Los pozos del Lote 192, ubicado en Loreto, el mayor departamento de la Amazonía peruana, estarán sin operar ni extraer crudo hasta que la petrolera estatal Petroperú asuma su explotación junto a otro socio en cumplimiento de una ley dictada por el Congreso que obliga a la compañía pública a hacerse cargo del yacimiento.

Así lo anunció este sábado la empresa estatal Perú-petro en un comunicado donde también aseguró que, hasta la firma del nuevo contrato, este organismo se hará cargo del mantenimiento de las instalaciones y de la vigilancia ambiental en coordinación con las comunidades nativas de la zona.

No obstante, Perú-petro recordó que el fin de las operaciones de Frontera no la exonera de culminar los trabajos de descontaminación que todavía tiene pendiente en el área, producto de su actividad en los pozos, así como distintos compromisos adquiridos con los indígenas del lugar.

CONSULTA PREVIA PENDIENTE

La explotación del crudo en el Lote 192 no se reanudará hasta que culmine el proceso de consulta previa que se lleva a cabo junto a las comunidades nativas, quienes deben dar su aprobación al nuevo contrato, pero este proceso a cargo del Ministerio de Energía y Minas y de Perú-petro se ha visto dilatado por la pandemia de la covid-19.

Mientras, Petroperú está todavía a la espera de seleccionar al socio que asumirá la participación mayoritaria en el nuevo contrato de explotación.

Frontera operó el Lote 192 desde 2017 tras la suscripción de un contrato temporal de dos años que luego fue prorrogado por causas de fuerza mayor que suspendieron momentáneamente las operaciones, como la propia cuarentena nacional decretada en Perú por la covid-19 durante más de tres meses en 2020.

La empresa canadiense se hizo cargo del yacimiento después de que fuese explotado por la argentina Pluspetrol durante quince años (2000-2015), período del que todavía persisten en la zona numerosos lugares contaminados por derrames de crudo y otros residuos que son motivo de reclamos y protestas por parte de comunidades indígenas.

COSTOSA DESCONTAMINACIÓN

El Lote 192 es el yacimiento de la Amazonía con más incidentes de contaminación reportados en los últimos veinte años, según una investigación publicada el pasado año por el Coordinadora Nacional de Derechos Humanos (CNDDHH).

Hay detectados casi 1.200 puntos impactados por la contaminación producida por la actividad petrolera que están pendientes de ser descontaminados y cuya superficie equivale a unas 36,5 hectáreas, lo que requeriría unos 24.000 camiones para extraer la superficie afectada.

El 81 % de los incidentes que provocaron esa contaminación se debe a fallas operativas y de mantenimiento en las instalaciones petroleras, de acuerdo al mismo estudio.

El Lote 192 tiene una producción diaria en condiciones normales de unos 11.000 barriles de crudo, aunque el petróleo extraído es pesado y requiere más procesamiento para ser refinado. EFE

© EFE 2021. Está expresamente prohibida la redistribución y la redifusión de todo o parte de los contenidos de los servicios de Efe, sin previo y expreso consentimiento de la Agencia EFE S.A.

Compartir este artículo

Únase a la conversación

Con una cuenta de SWI, tiene la oportunidad de contribuir con comentarios en nuestro sitio web.

Conéctese o regístrese aquí.