Navegación

Enlaces para saltar navegación

Principales funcionalidades

"Dependemos de los extranjeros"

Eveline Widmer-Schlupf advierte que el camino de la integración es para todos los extranjeros residentes en Suiza, incluidos los altos ejecutivos.

(Keystone)

La ministra helvética de Justicia y Policía, Eveline Widmer-Schlumpf, sostiene que la integración es una oportunidad para el crecimiento económico de Suiza.

En una entrevista concedida a swissinfo, la titular afirma que Suiza no tiene una política dura, sino consecuente en materia de asilo. "Cumplimos con las disposiciones legales". Entrevista.

La semana pasada, Eveline Widmer-Schlumpf participó en la conferencia internacional 'Diversidad e Integración'. La ministra de Justicia abrió el encuentro con un discurso centrado en el tema de la jornada: 'Integración: un reto para el Estado, una oportunidad para la economía'.

swissinfo: Usted comentó en su discurso de apertura que la fuerza laboral extranjera tiene un peso significativo en el bienestar de nuestro país. Entonces, ¿Suiza tiene intereses propios en el tema de la integración?

Eveline Widmer-Schlumpf: Una quinta parte de la población en Suiza es extranjera. Por ello, y considerando el desarrollo demográfico del país, está en el interés de la economía que dispongamos de esa mano de obra foránea.

También se trata de aprovechar la diversidad en nuestro país. Debemos reconocer que la gente con un trasfondo cultural y vital distinto al nuestro puede aportar mucho al desarrollo de la sociedad.

swissinfo: El gobierno helvético centra su política de integración en el aprendizaje de una lengua nacional. ¿Esto es suficiente?

E.W.: El idioma no es el medio de integración, pero sí la clave para ello. Cuando uno puede darse a entender, cuando es comprendido, entonces tiene también la posibilidad de familiarizarse con la sociedad, ya sea en el sitio de trabajo o en una asociación deportiva cualquiera. Nos guste o no, el idioma es imprescindible.

swissinfo: ¿Y qué pasa en el caso de los gerentes extranjeros en los círculos de la economía, que a menudo sólo dominan el inglés?

E.W.: También ésta es una cuestión de integración. Un grupo de población que no puede comunicarse con la gente de su entorno, se autoexcluye.

Normalmente el tema se aborda con relación a los trabajadores menos cualificados llegados de regiones europeas, como los Balcanes; no obstante, la integración debe abarcar a todas las colonias extranjeras que viven en Suiza.

swissinfo: En su opinión, ¿cuándo un extranjero está integrado en esta sociedad?

E.W.: Cuando se interesa por los aspectos culturales y sociales, y conoce el modo de vivir del lugar donde reside. El conocimiento y la aceptación de valores locales, más la capacidad de darse a entender son elementos fundamentales. De este modo, el individuo se siente parte de la sociedad.

swissinfo: Usted sigue una política de asilo dura, al igual que su antecesor Christoph Blocher. Hablando de la fuerza laboral extranjera, proveniente sobre todo de la Unión Europea, manifiesta, por el contrario, una posición decididamente más liberal. ¿No existe el peligro de una política migratoria a dos velocidades?

E.W.: No tenemos una política de asilo dura, sino consecuente. Cumplimos con las disposiciones legales.

Suiza es un país de tradición humanitaria, un aspecto al cual nos atenemos mucho. Considerando la alta tasa de solicitudes de asilo aceptadas, no se puede decir que Suiza dé prueba de excesiva severidad. Con una proporción de más del 25%, Suiza tiene una de las cuotas más altas de aprobación de demandas de asilo.

Y en lo que concierne a la fuerza laboral extranjera, dependemos de ella. En Suiza, ésta cubre alrededor de un cuarto del total de las horas trabajadas en el país.

swissinfo: De acuerdo al dominical 'NZZ am Sonntag', usted tiene ya en borrador los cambios previstos en las Leyes de Asilo y Extranjería, para hacerlas más restrictivas.

E.W.: No se trata de disposiciones para restringir aún más el asilo, sino de concretizar y poner en práctica medidas que respondan a ambas legislaciones. Las disposiciones de ley resultan en parte poco concretas.

swissinfo: En este 2008 ha aumentado el número de solicitudes de asilo a causa de las situaciones críticas que se han vivido en Eritrea, Sri Lanka, Nigeria y Somalia. ¿Aún deben ser reenviados los desertores eritreos y los objetores del servicio militar de ese país?

E. W.: La situación en Eritrea es tan tensa como antes. Cada solicitud de asilo es evaluada de modo individual y preciso. Si la persona presenta motivos válidos, es considerada como refugiado. De no existir razones para el asilo, se evalúa en un segundo paso si es razonable, posible y exigible el retorno del solicitante. Esta regla es válida para todos, sin distinción de nacionalidades.

Por ello no se puede afirmar que, por principio, rechazamos o acogemos a residentes con base a su país de origen. Cada caso es considerado por separado.

Por ejemplo, cuando negamos el asilo a una persona que no puede volver a su país debido a un conflicto bélico, le otorgamos un permiso de estancia provisional.

Entrevista swissinfo: Corinne Buchser
(Traducción del alemán: Patricia Islas Züttel)

Más solicitudes de asilo

De enero a septiembre de este 2008, Suiza ha recibido 10.351 solicitudes de asilo, es decir, 2.351 más que el mismo periodo del año precedente. De las más de 10.000, 1.705 fueron aceptadas.

La cuota de solicitudes reconocidas como válidas aumentó de 18,4% a 25,2%.

Fin del recuadro

SOBRE LA CRISIS FINANCIERA

Como reacción a las críticas por el silencio gubernamental ante la crisis financiera actual, Eveline Widmer-Sclumpf subrayó a swissinfo, tras su participación (09.10) en la conferencia del LIPS que "Nosotros no tranquilizamos. Es un hecho que tengamos una economía fuerte y bien diversificada. Y en el sector bancario tenemos una estructura más polifacética que en otros países".

Por supuesto que Suiza se ha visto confrontada a esos problemas, no obstante, las autoridades federales preparan medidas al respecto que serán comunicadas cuando se haya tomado una decisión.

Fin del recuadro


Enlaces

subscription form

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

Regístrese para recibir en su correo electrónico nuestro boletín semanal con una selección de los artículos más interesantes

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

×