Navegación

Enlaces para saltar navegación

Principales funcionalidades

"Irán es poco conocido y mal comprendido"

(Keystone)

Hace 30 años, el sha Reza Pahlevi salía de Irán y cedía el poder al ayatolá Jomeini y la Revolución Islámica. Hoy el país está en la mira de Occidente, aunque con la llegada de Obama a la Casa Blanca la situación podría cambiar, sostiene Tim Guldimann, ex embajador de Suiza en Teherán.

De confirmarse esta hipótesis, terminaría un periodo de 30 años en los que Suiza ha representado los intereses de Estados Unidos en Irán. Entrevista.

Tim Guldimann, fue embajador de Suiza en Irán de 1999 a 2004. Hoy ha abandonado el servicio diplomático pero sigue con atención la situación en la región.

swissinfo: La Revolución Islámica cumple 30 años este año. ¿Qué busca Irán?

Tim Gudimann: El respeto y el reconocimiento de su papel de potencia regional por Occidente y, especialmente, por Estados Unidos. Irán se convirtió en un paria por diversas razones, entre las que destacan la toma de la embajada estadounidense en 1979, la Revolución Islámica y las violaciones de los derechos humanos.

Objetivamente, si se compara con otros países, sobre todo en materia de derechos humanos y democracia, hay muchas razones para pensar que es un país poco conocido y mal comprendido. Irán tiene ciertamente sus contradicciones y sus defectos, pero habría que darle el papel que le corresponde, pues ofrece un gran potencial.

swissinfo: En medio de la polémica nuclear iraní, Teherán acaba de lanzar su primer satélite. Algunos temen que el programa espacial sirva para desarrollar misiles balísticos.

T.G.: Oficialmente, Irán niega toda relación entre su programa nuclear y su programa militar. Está claro que el país pretende alcanzar una capacidad nuclear, y al mismo tiempo, su guía supremo ha negado oficialmente toda intención militar de ese programa. Claro que algunos desarrollos suscitan dudas, y aún más dado que la producción de energía nuclear es muy cara, pero estamos aún lejos de ello.

Lo que yo considero muy importante es el orgullo de ese país que quiere mostrar a su población y al mundo que puede triunfar también en el campo tecnológico. Recuerde la conmoción que provocó el Sputnik: la otrora Unión Soviética quiso mostrar que era una gran potencia. Irán hace lo mismo al lanzar "su" satélite, símbolo de progreso tecnológico y de prestigio.

swissinfo: ¿Hay que tener miedo de Irán?

T.G.: Irán no es peligroso; lo peligroso es una confrontación con Irán. Una escalada podría incitar al país a desarrollar su potencial nuclear militar y, por tanto, hacerlo peligroso. Personalmente, las intenciones de Irán no me producen miedo.

swissinfo: ¿Por qué las relaciones con la comunidad internacional son tan tensas?

T.G.: Esto es sobre todo una actitud occidental. Rusia, por ejemplo, juega un papel diferente a pesar de que las relaciones entre ambos países son muy difíciles por razones históricas. Moscú dice no tener miedo del nuclear iraní, incluso si votó las sanciones de la ONU después de que Irán se rehusara a detener el enriquecimiento de uranio.

Lo mismo se aplica a China. Le preocupa una carrera armamentista nuclear en la región –al igual que algunos países árabes-, pero las cosas son más complejas, por lo que no se puede decir que toda la comunidad internacional esté contra Irán.

swissinfo: Se multiplican las voces que proponen integrar a Irán en los esfuerzos de estabilización en Afganistán. Barack Obama declaró que prefiere una "actitud más diplomática que militar". ¿Soplan nuevos vientos?

T.G.: Barack Obama lo anunció, es verdad, pero no hay que subestimar los daños que causó el gobierno Bush. Para Afganistán, Irán ha tenido una actitud muy constructiva después del 11 de septiembre, hasta enero de 2002, cuando Washington lo colocó (junto con Irak y Corea del Norte) en el "eje del diablo".

Durante esos tres meses, Teherán brindó un apoyo sustancial a los esfuerzos occidentales en Afganistán, en el ataque estadounidense contra los talibán y en la conferencia de Bonn para formar el gobierno de Hamid Karzai.

Irán estima que Estados Unidos no agradeció sus esfuerzos. No es sorprendente, pues, que se muestre reticente a apoyar a Occidente. Dicho esto, Teherán y Kabul tienen interés en mantener buenas relaciones de vecindad y no descarto que Irán cambie de actitud en esos esfuerzos de estabilización regional, si obtiene el respeto que desea por parte de Estados Unidos.

swissinfo: El 12 de junio Irán celebra elecciones presidenciales, y uno de los candidatos es el ex presidente reformador Jatamí. ¿Esto podría cambiar la situación?

T.G.: Sí, porque con Jatamí se presenta una oportunidad real de elegir entre dos candidatos muy diferentes y esto pese a las restricciones inherentes al sistema clerical. Después de todo, aparte de Israel, Irán es el único país de la región con un sistema en el que el resultado de los comicios es imprevisible.

En 1997, Jatamí fue elegido con el apoyo popular. Si en junio es reelegido, se encontrará con una situación económica y social muy difícil -derivada de la caída del precio del barril de petróleo, que ha pasado de 150 a 44 dólares- y con una fuerte oposición de los conservadores.

Entrevista swissinfo: Isabelle Eichenberger
(Traducción: Patricia Islas, Belén Couceiro)

Irán

1979: El Sha Reza Pahlevi, se exilia y el ayatolá Jomeini regresa de Francia. Se instaura la República Islámica y en noviembre un grupo de estudiantes ocupa la embajada de Estados Unidos. Los rehenes recobran la libertad 444 días después.

1980-1988: Guerra contra Irak, con el apoyo de la ex URSS, EEUU, Francia y los países del Golfo (entre 500.000 y 1,2 millones de víctimas).

1989: Ali Jamenei sucede al ayatolá Jomeini. Rafsanyani es elegido presidente.

1997-2005: Paréntesis reformista con el presidente Jatamí que choca con los conservadores islamistas.

Junio 2005: Elección de Mahmud Ahmadineyad, que refuerza el programa nuclear.

Fin del recuadro

Suiza-Irán

1919: apertura de un consulado suizo en Teherán (convertido en embajada en 1936).

Debido a su neutralidad, Berna representa en Irán los intereses de Italia (1946), Australia, Canadá, Gran Bretaña, Irlanda y Neozelanda (1952), Sudáfrica (1952,1979-1995) y Líbano (1984).

Berna asume la representación de los intereses iraníes ante las potencias del Eje (1941-1946), Israel (1958-87), Irak (1971-1973) y Sudáfrica (1979-1994).

Desde 1980, asegura los intereses consulares y diplomáticos de Estados Unidos en Irán y, desde 1979, los de Irán en Egipto.

Irán es uno de los principales socios comerciales de Suiza en Oriente Medio: en 2007 las exportaciones sumaron Con 763,4 millones de francos y las importaciones 38,6 millones.

Fin del recuadro

Tim Guldimann

Nació en 1959 en Zúrich e ingresó en el Ministerio suizo de Asuntos Exteriores en 1982.

1996-1997: jefe del Grupo de Apoyo de la OSCE en Chechenia

1997-1999: jefe de la Misión de la OSCE en Croacia

1999-2004: embajador de Suiza en Irán y Afganistán.

Desde esa fecha ha dejado el cuerpo diplomático y ha impartido clases de Ciencias Políticas en Francfort, Berna, Brujas (Bélgica) y Varsovia.

Actualmente trabaja para el Centro de Diálogo Humanitario en Ginebra.

Fin del recuadro


Enlaces

Neuer Inhalt

Horizontal Line


swissinfo en español en Facebook

Únete a la nueva página de SWISSINFO EN ESPAÑOL en Facebook

Únete a la nueva página de SWISSINFO EN ESPAÑOL en Facebook

subscription form

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

Regístrese para recibir en su correo electrónico nuestro boletín semanal con una selección de los artículos más interesantes