Navegación

Enlaces para saltar navegación

Principales funcionalidades

Promover el esquí suizo a la manera de EEUU

Estaciones invernales suizas: en espera de mejores días (ST/swiss-image.ch)

Las estaciones deportivas de invierno atraen a un número cada vez menor de personas. La solución a ese desinterés podría venir de Estados Unidos.

Las estaciones de esquí de los Alpes requieren reformas radicales para permanecer competitivas, señalan expertos a swissinfo.

El reciente Simposio Internacional sobre Turismo, realizado en Zermatt, comenzó con una estadística sorprendente: desde Londres hay más vuelos chárter que conducen a esquiadores británicos a centros turísticos de Norteamérica, que a los Alpes.

Los expertos citaron diversas razones para el declive de la competitividad de Europa, incluyendo altos costos, servicio indiferenciado, inflexibilidad, obsoletas técnicas de publicidad y carencia de apoyo oficial.

Alain Dupeyras, titular del programa de turismo de la Organización para la Cooperación Económica y el Desarrollo (OCDE), dijo que la industria europea se caracteriza por el predominio de pequeños operadores incapaces de realizar una adecuada ofensiva publicitaria.

Microcosmos

Suiza es un microcosmos que ilustra el problema europeo. Hay alrededor de 600 compañías de teleféricos mecánicos (telesquíes) a través de más de 200 estaciones de esquí en el país, de las cuales, según los analistas, sólo una docena muestra un crecimiento potencial.

En su mayoría pequeñas y situadas en regiones periféricas, las estaciones suizas disponen de una escasa capacidad de autofinanciamiento y carecen de los medios para atraer nuevas inversiones de capital. Además, según Thomas Bieger, profesor de la Universidad de San Gall, tienen que hacer frente a los altos costos de los empleos, servicios y alimentos.

"La industria suiza del esquí está dividida en dos campos: las grandes empresas (en estaciones consecuentes) que son innovadoras y pueden seguir el desarrollo global, y muchos pequeños operadores, en áreas restringidas de esquí, que no tienen manera de invertir".

Bieger dijo a swissinfo que el reagrupamiento es una de las respuestas al problema. "Sólo así podrán reunir el dinero suficiente para hacer inversiones".

La industria suiza ha asistido a numerosas fusiones en años recientes y se pueden contemplar aún más. Sin embargo, el proceso es lento.

Nuevos desafíos

A esos problemas estructurales se añaden nuevos desafíos, de acuerdo con el consultor francés, Joël Gayet. La población adepta al esquí envejece, la competencia con las estaciones balnearias se incrementa, se desarrollan las estancias vacacionales más breves y las condiciones de nieve se hacen cada vez más imprevisibles.

El responsable de la Asociación Nacional de Áreas de Esquí en Estados Unidos, Michael Berry, señaló que la industria de ese país ha enfrentado de manera satisfactoria muchos de los retos. Sus ventas de abonos para esquiar fueron de alrededor de 53 millones en los años 1980 y 1990 y de 57 millones en esta década.

Buena parte de este crecimiento se explica por los movimientos de la población hacia las áreas rurales, en particular en dirección de los estados montañosos del oeste. Empero, Berry puntualizó que el 20% de las estaciones estadounidenses habrían quebrado de no haber introducido reformas.

Un paso adelante

"Pienso que lo más importante es la noción de que el camino que recorrimos en el pasado no es el que seguiremos en el futuro", dijo Berry a swissinfo. "Ahora nos centramos en la innovación, sobre todo con respecto a las personas que se inician en los deportes de nieve".

En lugar de invertir en nuevos remontadores para esquiadores avanzados y practicantes de snowboard, mejoraron las instalaciones e introdujeron nuevas áreas y servicios para principiantes.

Las pistas fueron diseñadas en espacios diferentes para satisfacer tanto a los practicantes de esquí como a los de snowboard. Asimismo, se instalaron teleféricos con la última tecnología para comodidad de los deportistas de mayor edad.

De una patineta a la otra

Berry señaló que la práctica de snowboard ha cruzado todas las líneas étnicas y sociales. Así, por ejemplo, la segunda generación de la población hispana cambia la patineta con ruedas por la patineta para la nieve.

Sobre la controversia en Europa respecto a la flexibilidad de los precios, Berry consideró que hay mucho que aprender del modelo estadounidense.

El esquí ha perdido popularidad entre los suizos y las estaciones registran un decremento de 5% en los servicios ofrecidos a la población local, lo que también se explica por el incremento de la población inmigrante.

Lo anterior en virtud de que se presume que muchos residentes foráneos no estimulan a sus hijos para que practiquen el esquí, debido a que muchos de entre ellos proceden de países en los que no se acostumbran los deportes de invierno.

"Pienso que las estaciones de esquí pueden hacer un esfuerzo mayor para introducir a los hijos de inmigrantes en ese deporte", concluyó Bieger.

swissinfo, Dale Bechtel en Zermatt
(Traducción, Marcela Águila Rubín)

Contexto

Hay unas 650 compañías de teleféricos mecánicos en alrededor de 230 estaciones de esquí en Suiza, que emplean a 11.000 personas.

Muchas de ellas tienen una importancia capital para la economía de las poblaciones enclavadas en los Alpes suizos.

La temporada de esquí representa entre 70% y 80% de las cifras de negocios en la mayoría de las estaciones montañosas.

Empero, el crecimiento de la tasa de empleos en esas regiones es de apenas 1.36%, comparado con el promedio nacional de 1.86%.

Los expertos prevén la desaparición de entre 10% y 20% de las estaciones en la próxima década.

Fin del recuadro


Enlaces

×