Navegación

Enlaces para saltar navegación

Principales funcionalidades

Alto diplomático para los refugiados de EEUU abandonará cargo: correo electrónico

Imagen de archivo del ingeniero jubilado John Wider, de 59 años, mostrando un cartel con la frase "Bienvenidos refugiados" en la llegada de vuelos internacionales del Aeropuerto Internacional de Los Ángeles, EEUU. 29 junio 2017. REUTERS/Mike Blake

(reuters_tickers)

Por Yeganeh Torbati

WASHINGTON (Reuters) - El diplomático estadounidense a cargo de los refugiados planea dejar su cargo en los próximos días, según un correo electrónico al que tuvo acceso Reuters, convirtiéndose en el tercer alto funcionario que deja esta labor o es reasignado en las últimas semanas.

Simon Henshaw, secretario asistente interino de la Oficina de Población, Refugiados y Migración del Departamento de Estado, escribió el sábado en un correo electrónico a sus colegas en el sector que dejará el puesto a fines de la próxima semana. Su mensaje precisó que seguirá en el Departamento de Estado, pero desempeñando una labor diferente.

Henshaw, un funcionario de carrera del Servicio Exterior con tres décadas de experiencia en el Departamento de Estado, no dio detalles sobre su salida, excepto para decir que el traslado fue a petición suya. Ni Henshaw ni el Departamento respondieron de inmediato a una solicitud para comentar la situación.

"Después de cuatro años y medio en el trabajo y un año bajo la nueva administración, pensé que es hora de seguir adelante", comentó Henshaw en el correo electrónico. Henshaw dijo que la oficina será dirigida desde el 22 de enero en adelante por Carol O'Connell, una asistente de asuntos africanos, según su biografía en el Departamento de Estado.

"En un mundo en el que el número de refugiados y desplazados sigue creciendo, creo que todos deberíamos estar orgullosos de lo bueno que hemos hecho y la ayuda que hemos prestado a tantos", escribió.

Henshaw es el último alto cargo en asuntos de refugiados que deja su puesto o es marginado por el gobierno de Donald Trump, inmerso en una reforma del programa de admisiones al país.

Desde su llegada al poder hace un año, Trump ha reducido el número de refugiados con permiso para entrar en Estados Unidos, congeló por completo durante cuatro meses el programa de refugiados y fijó requisitos de comprobación más estrictos, al tiempo que abandonó negociaciones sobre un pacto voluntario para lidiar con la emigración global.

El martes, Reuters reportó que Lawrence Bartlett, encargado de la oficina de admisión de refugiados del Departamento de Estado, fue reasignado de manera temporal a la división que maneja los pedidos por la Ley de Libertad de Información. Antes, Barbara Strack, jefa de la División de Asuntos de Refugiados del Servicio de Ciudadanía e Inmigración del Departamento de Seguridad Nacional, anunció su jubilación para este mes.

(Editado en español por Carlos Serrano)

Neuer Inhalt

Horizontal Line


subscription form

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

Regístrese para recibir en su correo electrónico nuestro boletín semanal con una selección de los artículos más interesantes