Contenido externo

El siguiente contenido proviene de socios externos. No podemos garantizar al usuario el acceso a todos los contenidos.

Prisioneros son trasladados a una cárcel pública tras revuelta en prisión de Anisio Jobim, en Manaos, Brasil, January 4, 2017. El estado de Sao Paulo está evaluando trasladar a prisiones federales a cuatro líderes de la banda de narcotraficantes más poderosa de Brasil y endurecer las condiciones de confinamiento de 12 presos ligados a la droga, luego de la más sangrienta ola de violencia carcelaria en el país en décadas, reportó el sábado un diario local. REUTERS/Ueslei Marcelino

(reuters_tickers)

SAO PAULO (Reuters) - El estado de Sao Paulo está evaluando trasladar a prisiones federales a cuatro líderes de la banda de narcotraficantes más poderosa de Brasil y endurecer las condiciones de confinamiento de 12 presos ligados a la droga, luego de la más sangrienta ola de violencia carcelaria en el país en décadas, reportó el sábado un diario local.

Según el periódico O Estado de S. Paulo, que no dijo cómo obtuvo la información, el estado está analizando si le pide a las autoridades federales que pongan bajo un estricto régimen disciplinario durante un año a 12 líderes de la banda Primer Comando de la Capital (PCC), la más poderosa de Brasil.

Uno de los presos sometidos a la medida disciplinaria sería el líder del PCC Marco Herbas Camacho, alias "Marcola", agregó el diario.

Una portavoz del estado de Sao Paulo no respondió inmediatamente a pedidos de comentarios.

La matanza de decenas de reclusos a manos de otros prisioneros este mes en la revuelta más sangrienta en décadas en Brasil expuso una escalada en la disputa entre el PCC y la banda rival Comando Vermelho, que amenaza con profundizar la violencia en el caótico y hacinado sistema penitenciario de Brasil.

Una falta generalizada de seguridad y un cumplimiento muy laxo de las normas, que han llevado a las autoridades a tolerar altas tasas de homicidio, colocaron a Brasil como el cuarto país del mundo con mayor cantidad de muertes de reclusos.

(Reporte de Guillermo Parra-Bernal; Editado en español por Ana Laura Mitidieri)

Reuters