Reuters internacional

La candidata a la presidencia de Francia, Marine Le Pen, del Frente Nacional, junto Nicolas Dupont-Aignan, París, 29 abril, 2017. La candidata presidencial de extrema derecha de Francia, Marine Le Pen, escogió el sábado como su primer ministro a Nicolas Dupont-Aignan, un candidato nacionalista que perdió en la primera ronda de la votación, con el objetivo de atraer a sus partidarios para intentar vencer al favorito Emmanuel Macron. REUTERS/Charles Platiau

(reuters_tickers)

Por Matthias Blamont y Simon Carraud

PARÍS (Reuters) - La candidata presidencial de extrema derecha de Francia, Marine Le Pen, escogió el sábado como su primer ministro a Nicolas Dupont-Aignan, un candidato nacionalista que perdió en la primera ronda de la votación, con el objetivo de atraer a sus partidarios para intentar vencer al favorito Emmanuel Macron.

Las políticas económicas proteccionistas de Dupont-Aignan son similares a las del Frente Nacional de Le Pen y también busca reducir los poderes de las instituciones de la Unión Europea.

Dupont-Aignan consiguió un 4,7 por ciento de los votos en la primera ronda del 23 de abril y anunció el viernes, como muchos esperaban, que apoyará a Le Pen para el balotaje del 7 de mayo.

La alianza podría ayudar a atraer a otros votantes de derecha, pero podría alienar a parte del respaldo de extrema derecha que necesita para dar la sorpresa y ganar la elección más importante de Francia en décadas.

"Nosotros formaremos un gobierno de unidad nacional que incluya a gente escogida por su capacidad y su amor a Francia", dijo Le Pen en una conferencia de prensa en París, sentada junto a Dupont-Aignan.

La eliminación en primera ronda de otros dos importantes candidatos presidenciales, el izquierdista Jean-Luc Mélenchon y el conservador François Fillon, alivió a los inversores y a los socios de Francia, país fundador de la UE, un miembro clave de la alianza de defensa OTAN y la quinta economía mundial.

Durante meses se consideró como un hecho que Le Pen avanzaría al balotaje, incluso a pesar de lo reñido de la carrera, y los sondeos antes de la primera vuelta mostraban que Macron tenía más posibilidades que Fillon de derrotarla el próximo domingo.

Los sondeos muestran que Macron obtendría cerca de un 59 ó 60 por ciento de los votos en el balotaje, pero Le Pen ha ganado impulso y ha avanzado cinco puntos porcentuales durante la última semana.

(Reporte adicional de Yves Clarisse y Ingrid Melander; Escrito por Andrew Callus; Editado en Español por Ricardo Figueroa)

Reuters

 Reuters internacional