Contenido externo

El siguiente contenido proviene de socios externos. No podemos garantizar al usuario el acceso a todos los contenidos.

Por Gavin Jones

ROMA (Reuters) - Los partidos de centroderecha de Italia fueron los grandes ganadores en las elecciones municipales del domingo, mostraron los resultados parciales, una votación que probablemente presione al gobierno de centroizquierda antes de los comicios nacionales que se celebran en menos de un año.

En la competencia de mayor interés, la ciudad norteña de Génova, un tradicional bastión de izquierda, pasaría con seguridad a la centroderecha por primera vez en más de 50 años.

El candidato respaldado por la Liga del Norte, que se opone a la inmigración, y el partido Forza Italia de Silvio Berlusconi, recibirá alrededor del 54 por ciento de los votos, comparado con 46 por ciento para el candidato apoyado por el gobernante Partido Democrático (PD), según proyecciones finales basadas en el recuento de sufragios.

Las elecciones son un revés para el líder del PD y exprimer ministro Matteo Renzi, quien pasó a un segundo plano en la campaña después de las divisiones internas que surgieron en su partido este año.

"El viento está soplando para la centroderecha desde el norte hacia el centro y el sur, esta es una victoria extraordinaria", dijo Renato Brunetta, líder en la cámara baja de Forza Italia.

Alrededor de 4,3 millones de personas estaba inscriptas para votar en 110 municipios que estaban en juego, después de que ningún candidato ganara más del 50 por ciento en la primera ronda electoral del 11 de junio.

Si bien la votación del domingo fue una de las últimas antes de las elecciones generales, los factores locales significan que podría no ofrecer un reflejo claro de la popularidad nacional de los partidos.

El Movimiento 5 Estrellas, el partido en contra del sistema político establecido que es el más popular a nivel nacional de acuerdo a algunos sondeos de opinión, tuvo un desempeño muy malo en la primera ronda y solo llegó a la segunda en una de las 25 ciudades más grandes.

La participación de los votantes también fue muy escasa, de alrededor de 47 por ciento.

(reporte de Gavin Jones / Editado por Gabriel Burin)

Reuters