Contenido externo

El siguiente contenido proviene de socios externos. No podemos garantizar al usuario el acceso a todos los contenidos.

Acto con presencia de cientos de alcaldes catalanes en el Palau de la Generalitat, Barcelona, el 16 de septiembre de 2017. REUTERS/Albert Gea

(reuters_tickers)

MADRID (Reuters) - Más de 700 alcaldes de toda Cataluña se congregaron el sábado en Barcelona para ratificar su apoyo al referéndum sobre la independencia que prevén celebrar el 1 de octubre pese a que el Gobierno central de España lo ha declarado ilegal.

Los alcaldes se reunieron con el presidente catalán, Carles Puigdemont, luego que la Fiscalía les advirtiera esta semana que cualquier conducta relacionada con los actos de organización de la consulta podría incurrir en los delitos de desobediencia, prevaricación y malversación de caudales públicos.

El miércoles, la Fiscalía citó a declarar a más de 700 alcaldes que habían dicho que iban a ceder espacios municipales para la votación. Si los alcaldes no acuden a la citación, pueden ser detenidos.

En un acto en el Ayuntamiento de Barcelona y en la sede de la Generalitat (gobierno catalán), donde los manifestantes ondeaban banderas independentistas, varios de los alcaldes pronunciaron discursos y prometieron continuar apoyando el referéndum entre cánticos de "votaremos" e "independencia".

La alcaldesa de Barcelona, Ada Colau, criticó la respuesta de Madrid en un breve discurso en el Ayuntamiento. "Es una desgracia tener un gobierno que es incapaz de dialogar y en su lugar se dedica a perseguir a intimidar a alcaldes y medios de comunicación", dijo Colau.

De momento, 740 de los 948 regidores municipales han avanzado que cederán espacios municipales para el referéndum, según la Asociación de Municipios por la Independencia. Encuestas sugieren que una minoría de catalanes quiere la independencia, pero una mayoría desea tener la posibilidad de votar al respecto.

La Guardia Civil ha registrado en los últimos días varias imprentas y sedes de periódicos en Cataluña buscando papeletas, urnas o panfletos para el referéndum. El tribunal Superior de Justicia de Cataluña advirtió el viernes a siete diarios, muchos de ellos digitales, que no publicasen anuncios del referéndum.

El sábado, el presidente del Gobierno español, Mariano Rajoy, pidió que se volviera a la "racionalidad y la legalidad" y prometió que el referéndum no tendría lugar. "A los alcaldes lo único que se les pide es que cumplan la ley y que por lo tanto no colaboren en la celebración de un referéndum ilegal", dijo Rajoy a periodistas.

(Reporte de Sam Edwards, reporte adicional y editado por Emma Pinedo en Madrid)

Neuer Inhalt

Horizontal Line


subscription form

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

Regístrese para recibir en su correo electrónico nuestro boletín semanal con una selección de los artículos más interesantes

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

swissinfo en español en Facebook

Únete a la nueva página de SWISSINFO EN ESPAÑOL en Facebook

Únete a la nueva página de SWISSINFO EN ESPAÑOL en Facebook

Reuters