Contenido externo

El siguiente contenido proviene de socios externos. No podemos garantizar al usuario el acceso a todos los contenidos.

El portaaviones chino Liaoning con una flota que lo acompaña realiza un ejercicio en un área del Mar de China Meridional, en esta foto sin fecha tomada en diciembre de 2016. Los militares chinos realizarán ejercicios pese a las provocaciones y presiones extranjeras, publicó el domingo el diario del Partido Comunista, que agregó que movimientos mar adentro como los realizados recientemente por su único portaaviones se volverán habituales. REUTERS/Stringer/File photo

(reuters_tickers)

PEKÍN (Reuters) - Los militares chinos realizarán ejercicios pese a las provocaciones y presiones extranjeras, publicó el domingo el diario del Partido Comunista, que agregó que movimientos mar adentro como los realizados recientemente por su único portaaviones se volverán habituales.

China provocó inquietud entre algunos países de la región el mes pasado cuando el portaaviones Liaoning, junto a varios barcos de guerra, se desplazó cerca de Taiwán y hacia el Océano Pacífico en lo que China calificó como ejercicios de rutina.

Previamente este mes, Taiwán envió cazas y barcos de la Armada cuando el Liaoning pasó por un estrecho canal que separa a China de la isla autogobernada que Pekín reclama como suya.

Por su parte, China reaccionó con preocupación este mes cuando el nominado para secretario de Estado estadounidense, Rex Tillerson, dijo que debería negársele el acceso al país a las islas que ha construido en el disputado Mar de China Meridional.

El Diario Popular sostuvo que ninguna cantidad de "palabras bomba", como los comentarios de Tillerson sobre el Mar de China Meridional, podrían detener los ejercicios militares chinos.

"Estas provocaciones, presiones, fantasías y exageraciones no impedirán los ejercicios habituales de los militares chinos", publicó el diario en un comentario.

"(...) los ejercicios militares chinos mar afuera se volverán habituales", agregó.

China ha invertido miles de millones de dólares en un ambicioso programa de modernización militar, especialmente de su Armada.

(Reporte de Ben Blanchard. Editado en español por Patricio Abusleme)

Reuters