Reuters internacional

El logo del Banco Central de Chile en una de las lámparas fuera del banco en el centro de Santiago. 25 de agosto 2014.La economía chilena avanzó sorpresivamente un 0,2 por ciento en marzo, debido al mayor impulso de las manufacturas y de algunos indicadores de consumo, que contrarrestaron los efectos de una huelga minera, dijo el viernes el Banco Central.REUTERS/Ivan Alvarado

(reuters_tickers)

SANTIAGO, 5 mayo (Reuters) - La economía chilena se estancó en el primer trimestre pese a registrarse un sorpresivo crecimiento de la actividad en marzo, luego de que un incipiente repunte de las manufacturas y del consumo contrarrestara los efectos transitorios de una extensa huelga minera.

El Banco Central informó el viernes que el Indicador Mensual de Actividad Económica (Imacec) -que representa poco más del 90 por ciento del Producto Interno Bruto (PIB)- creció un 0,2 por ciento en marzo, una cifra que contrasta con la caída del 0,3 por ciento anticipada por el mercado en un sondeo de Reuters.

"Las cifras en el margen son algo mejores (...) del conjunto de cifras que uno mira se está viendo un mejor tono", dijo a periodistas el ministro de Hacienda, Rodrigo Valdés.

Con el resultado del tercer mes, que contó con un día laboral más que en igual período del año pasado, el indicador apenas se expandió 0,15 por ciento en el primer trimestre, en su peor desempeño desde la crisis del 2009 y que confirma el persistente bajo dinamismo del mayor productor mundial de cobre.

"Durante el primer trimestre el PIB habría crecido un 0,2 por ciento (...), evitando la recesión técnica", dijo un informe de la correduría Banchile Inversiones.

No obstante, el Imacec desestacionalizado acumuló una contracción del 0,4 por ciento en el primer trimestre. Las cifras oficiales del PIB se informarán el 18 de mayo.

Al igual que en febrero, la economía en marzo fue golpeada por una prolongada huelga en la mina Escondida, el mayor yacimiento mundial de cobre, un hecho que autoridades anticiparon marcaría negativamente el crecimiento del PIB del primer trimestre en cerca de un 1,0 punto porcentual.

Analistas destacaron que el fuerte aumento del gasto público en marzo neutralizó los efectos de Escondida y se usó como "una herramienta para moderar el freno de la actividad y, por qué no, (para) evitar el temido escenario de recesión técnica del que salvamos por poco", dijo un informe del banco BBVA Chile.

Con todo, autoridades del Gobierno y del Banco Central esperan una gradual recuperación de la actividad económica en los que resta del año, especialmente a partir del segundo semestre. Para el 2017, el instituto emisor pronosticó recientemente un alza del PIB de entre 1,0 y 2,0 por ciento.

(Reporte de Antonio de la Jara, Editado por Juana Casas)

Reuters

 Reuters internacional