Contenido externo

El siguiente contenido proviene de socios externos. No podemos garantizar al usuario el acceso a todos los contenidos.

El expresidente del gobierno español, José Luis Rodríguez Zapatero (a la izquierda); el presidente de República Dominicana, Danilo Medina (al centro); y canciller dominicano, Miguel Vargas, hablan con la prensa después de participar en una reunión para mediar las conversaciones entre el Gobierno de Venezuela y la oposición en Santo Domingo, República Dominicana. 14 de septiembre, 2017. REUTERS/Ricardo Rojas

(reuters_tickers)

Por Jorge Pineda y Andrew Cawthorne

SANTO DOMINGO-CARACAS (Reuters) - Representantes del Gobierno de Venezuela y de la oposición acordaron el jueves frente a mediadores en República Dominicana sumar al menos cuatro países latinoamericanos a las conversaciones que intentan encontrar una salida a la amarga crisis política en el país petrolero.

    El presidente dominicano, Danilo Medina, informó tarde el jueves la decisión de añadir a México, Chile, Bolivia y Nicaragua a las conversaciones, que mantuvo por dos días con delegaciones de ambas facciones políticas y en las que también participó el exlíder español José Rodríguez Zapatero.

"Se acordó una comisión de países amigos", dijo Medina a periodistas, sin dar muchos más detalles de la discusión.

La alianza de partidos opositores de Venezuela informó en un comunicado que se avanzó en algunas condiciones para iniciar una negociación y mencionó entre ellas la participación de "seis países amigos que sean garantes".

Medina anunció un nuevo encuentro con ambos bandos el 27 de septiembre en la capital dominicana de Santo Domingo y añadió que durante las reuniones trabajaron "en la definición de una agenda sobre los grandes problemas de Venezuela".

México y Chile han formulado duras críticas al Gobierno socialista del presidente Nicolás Maduro en las últimas semanas, al tiempo que Bolivia y Nicaragua han respaldado a su aliado ideológico.

    Los emisarios de Maduro en República Dominicana se mostraron optimistas y apenas al llegar anunciaron que un nuevo "diálogo" está en marcha, ansiosos por aliviar la lluvia de duros señalamientos que una decena de gobiernos del mundo hizo a Caracas por lo que estiman es un comportamiento poco democrático.

No obstante, los líderes de la oposición, que el año pasado vieron fracasar las negociaciones con el gobierno de Maduro e incumplidas sus peticiones, insistieron en que el viaje a República Dominicana buscó reiterarle al gobierno que atienda las demandas de respetar el voto y liberar políticos presos.

    La alianza de partidos opositores acusa también a Maduro de transformarse en un "dictador" y de ignorar las exigencias de la población, que hasta julio mantuvo cuatro meses de protestas callejeras casi diarias en medio de las que fallecieron al menos 125 personas.

Maduro dice que sus adversarios buscaban derrocarlo con apoyo de Estados Unidos.

    En Santo Domingo, ambas delegaciones fueron vistas el jueves ingresando al Ministerio de Relaciones Exteriores en diferentes oportunidades. Pero no quedó claro si los equipos se encontraron a un mismo tiempo con los mediadores.

"Ayer fueron muy buenas las conversaciones y hoy han ido mucho mejor", comentó Jorge Rodríguez, un representante del partido socialista gobernante en Venezuela, al termino de los encuentros y agradeció al presidente Medina su gesto.

    En la delegación que envió Maduro lo acompañaba su hermana Delcy Rodríguez, actual presidenta de la Asamblea Nacional Constituyente, que asumió en agosto poderes especiales y comenzó a legislar en paralelo al Parlamento dominado por la oposición, lo que avivó aún más las críticas desde el extranjero.

La delegación opositora fue encabezada por el presidente del Congreso, Julio Borges, quien apenas culminó una gira por Europa, donde fue recibido y reconocido por líderes de Alemania, Francia y España.

La coalición opositora dijo en el comunicado que en la "reunión exploratoria" de Santo Domingo expusieron las condiciones para iniciar un "proceso de negociación serio, formal y con sólido soporte internacional". Entre ellas, mencionaron que se sometan a referéndum eventuales acuerdos.

(Reporte de Jorge Pineda en Santo Domingo y Andrew Cawthorne en Caracas. Escrito por Corina Pons; Editado por Ricardo Figueroa)

subscription form

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

Regístrese para recibir en su correo electrónico nuestro boletín semanal con una selección de los artículos más interesantes

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

Reuters