Contenido externo

El siguiente contenido proviene de socios externos. No podemos garantizar al usuario el acceso a todos los contenidos.

Imagen de archivo de miembros de las fuerzas iraníes durante un ataque contra el Parlamento en Teherán. 7 junio 2017. Las autoridades iraníes capturaron al menos a 50 personas sospechosas de mantener lazos con grupos militantes en una provincia occidental, afirmó un fiscal el domingo, en el último de una serie de arrestos tras un doble atentado con bomba y ataques con armas en Teherán a principios de junio. Tasnim News Agency/Handout via REUTERS

(reuters_tickers)

DUBÁI (Reuters) - Las autoridades iraníes capturaron al menos a 50 personas sospechosas de mantener lazos con grupos militantes en una provincia occidental, afirmó un fiscal el domingo, en el último de una serie de arrestos tras un doble atentado con bomba y ataques con armas en Teherán a principios de junio.

Los arrestos se produjeron días después de que la Guardia Revolucionaria de Irán disparó misiles desde el oeste del país hacia el este de Siria, donde hay bases del Estado Islámico. El grupo se atribuyó la autoría de dos ataques que acabaron con la vida de 18 personas en Teherán el 7 de junio.

"Desde los ataques terroristas en Teherán, han sido arrestados más de 50 seguidores y elementos ligados a grupos terroristas en la provincia de Kermanshah", dijo el fiscal provincial Nemat Sadeqi a la agencia estatal de noticias IRNA.

"Se incautó a los detenidos un número destacable de cinturones suicidas, detonadores electrónicos y armas", agregó.

Las autoridades iraníes han anunciado decenas de arrestos desde los ataques de Teherán. El sábado, los medios estatales dijeron que las fuerzas de seguridad detuvieron a miembros de un grupo relacionado con el EI que planeaba atentados con bomba y ataques suicidas en centros religiosos chiíes.

Los ataques perpetrados por militantes musulmanes suníes contra el Parlamento iraní y cerca del mausoleo del fundador de la República Islámica exacerbaron las tensiones regionales.

Posteriormente, el Líder Supremo de Irán, el ayatolá Ali Jamenei, dijo que los ataques aumentarían el odio contra Arabia Saudita, la principal potencial regional suní, y Estados Unidos.

(Reporte de Redacción en Dubái; editado en español por Carlos Serrano)

Neuer Inhalt

Horizontal Line


subscription form

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

Regístrese para recibir en su correo electrónico nuestro boletín semanal con una selección de los artículos más interesantes

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

swissinfo en español en Facebook

Únete a la nueva página de SWISSINFO EN ESPAÑOL en Facebook

Únete a la nueva página de SWISSINFO EN ESPAÑOL en Facebook

Reuters