Contenido externo

El siguiente contenido proviene de socios externos. No podemos garantizar al usuario el acceso a todos los contenidos.

El secretario de Estado estadounidense, Rex Tillerson (izquierda), y el canciller mexicano, Luis Videgaray, se estrechan la mano después de una conferencia de prensa conjunta en el Ministerio de Relaciones Exteriores de la Ciudad de México, México, 23 de febrero de 2017. REUTERS/Carlos Jasso

(reuters_tickers)

CIUDAD DE MÉXICO (Reuters) - México estaría abierto a revisar su política tributaria si una reforma fiscal que está por ser anunciada en Estados Unidos afecta a los ciudadanos de su país, dijo el viernes el canciller mexicano, Luis Videgaray.

El presidente estadounidense, Donald Trump, ha hablado de establecer un Impuesto de Ajuste Fronterizo cuyos fondos podrían usarse para financiar en parte un muro fronterizo entre las dos naciones y ha planteado bajar el impuesto sobre la renta a las corporaciones.

"Lo que es un hecho es que México tiene que estar abierto a que en caso de que haya una reforma fiscal que ponga a México en desventaja (...), como país tenemos que estar abiertos a hacer lo propio", dijo Videgaray en una entrevista con Radio Fórmula.

No obstante agregó que hay que esperar a ver qué ocurre en Estados Unidos con ese tema.

Consultado sobre qué medidas tomaría México en caso de que se implementara un impuesto fronterizo, enfatizó que el Gobierno tendría que responder.

"Y probablemente la respuesta no sería ponerle un impuesto generalizado a todas las importaciones que vengan de Estados Unidos porque eso lastimaría al consumidor mexicano (...), sino que lo haríamos de manera selectiva, como ya se hizo una vez", explicó.

Videgaray y el secretario de Gobernación, Miguel Osorio Chong, se reunieron el jueves en Ciudad de México con el secretario de Seguridad Nacional de Estados Unidos, John Kelly, y el secretario de Estado, Rex Tillerson, en momentos en que las relaciones mutuas se han tensado.

La reunión buscó bajar la irritación del país latinoamericano derivada de nuevas políticas migratorias del Gobierno de Trump, que incluyen deportaciones rápidas de indocumentados.

Osorio dijo el viernes que México no necesita ayuda financiera de Estados Unidos para seguridad, después de Trump ordenó recientemente un reporte sobre la asistencia dada por su nación al vecino del sur en los últimos cinco años.

La principal ayuda de Estados Unidos a México es bajo el Iniciativa Mérida, que canaliza 2,600 millones de dólares a asistencia en seguridad.

(Con reporte de Alex Alper y Christine Murray, escrito por Ana Isabel Martínez; Editado en español por Silene Ramírez)

Neuer Inhalt

Horizontal Line


subscription form

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

Regístrese para recibir en su correo electrónico nuestro boletín semanal con una selección de los artículos más interesantes

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

swissinfo en español en Facebook

Únete a la nueva página de SWISSINFO EN ESPAÑOL en Facebook

Únete a la nueva página de SWISSINFO EN ESPAÑOL en Facebook

Reuters