Contenido externo

El siguiente contenido proviene de socios externos. No podemos garantizar al usuario el acceso a todos los contenidos.

En la imagen, el primer ministro de japón Shinzo Abe da un discurso en el Parlamento en Tokio, Japón, el 20 de enero de 2017. Casi dos tercios de las empresas japonesas no planea subir los salarios de sus trabajadores este año, según un sondeo de Reuters, un golpe a la campaña del primer ministro Shinzo Abe que busca unos sueldos más altos para estimular una recuperación y poner fin a dos décadas de deflación. REUTERS/Toru Hanai

(reuters_tickers)

Por Tetsushi Kajimoto

TOKIO (Reuters) - Casi dos tercios de las empresas japonesas no planea subir los salarios de sus trabajadores este año, según un sondeo de Reuters, un golpe a la campaña del primer ministro Shinzo Abe que busca unos sueldos más altos para estimular una recuperación y poner fin a dos décadas de deflación.

La Encuesta Corporativa Reuters, realizada del 4 al 17 de enero, también mostró que la mayoría de los aumentos salariales durante los últimos cuatro años, desde que Abe llegó al poder, han sido mínimos y que casi una cuarta parte de las firmas no ha implementado ninguno en absoluto.

En cada uno de esos cuatro años, justo antes de que los empleados y la gerencia hayan puesto en marcha sus negociaciones anuales "shunto" -que fijan el tono para los salarios más amplios- Abe ha instado a las compañías a elevar los sueldos para reforzar el poder adquisitivo de los hogares y estimular el gasto.

Sin embargo, la mayoría de las firmas japonesas se ha resistido a la petición de Abe.

A pesar de que el yen se ha debilitado recientemente, muchas empresas fueron afectadas severamente por el repunte del año pasado de la moneda y son reacias a comprometerse con unos salarios más altos en un contexto de incertidumbre frente a las amenazas de restricciones comerciales del nuevo presidente de Estados Unidos, Donald Trump.

"Las ganancias de los fabricantes podrían ampliarse este año dado el debilitamiento actual del yen, pero eso podría cambiar dependiendo de lo que Trump diga y haga", sostuvo Hidenobu Tokuda, economista de Mizuho Research Institute, que revisó los resultados de la encuesta.

Por esto, las empresas parecen optar por recompensar a los empleados con el pago de bonos extraordinarios después de que sus beneficios están asegurados, en lugar de prometer un aumento del sueldo base.

El sondeo mensual a 531 empresas grandes y medianas, en el que respondieron alrededor de 240, reveló que el 63 por ciento dijo que no planea un aumento del sueldo base.

(Reporte de Tetsushi Kajimoto; Reporte adicional de Izumi Nakagawa. Editado en español por Carlos Aliaga)

Neuer Inhalt

Horizontal Line


subscription form

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

Regístrese para recibir en su correo electrónico nuestro boletín semanal con una selección de los artículos más interesantes

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

swissinfo en español en Facebook

Únete a la nueva página de SWISSINFO EN ESPAÑOL en Facebook

Únete a la nueva página de SWISSINFO EN ESPAÑOL en Facebook

Reuters