Por Devjyot Ghoshal y Alasdair Pal

SRINAGAR/NUEVA DELHI (Reuters) - Las autoridades de la región india de Cachemira han arrestado a casi 4.000 personas desde la supresión del estatus especial del territorio el mes pasado, según datos del gobierno, la evidencia más clara hasta la fecha de la magnitud del movimiento represivo en la disputada región.

La Cachemira de mayoría musulmana, reclamada tanto por India como por Pakistán, se encuentra en un estado agitado desde que India despojó a su parte de la región de su autonomía y estatus el pasado 5 de agosto, lo que provocó enfrentamientos entre las fuerzas de seguridad y los residentes e inflamó la tensión con Pakistán.

India dijo que la eliminación del estatus que su parte de Cachemira ha mantenido desde su independencia de Reino Unido en 1947 ayudaría a integrarla en la economía india, en beneficio de todos.

En un intento de reprimir las protestas que la reforma desató en Cachemira, India cortó los servicios de internet y de telefonía móvil e impuso restricciones similares al toque de queda en muchas zonas.

También ha arrestado a más de 3.800 personas, según un informe del gobierno fechado el 6 de septiembre al que tuvo acceso Reuters, aunque alrededor de 2.600 han sido liberadas desde entonces.

Una portavoz del Ministerio de Interior de India no respondió a una petición de comentarios. Tampoco la policía de Jammu y Cachemira.

No estaba claro los motivos por los que el resto de estas personas siguen arrestadas, pero un funcionario indio dijo que algunas estaban detenidas en virtud de la Ley de Seguridad Pública, una ley en el estado de Jammu y Cachemira que permite detenciones de hasta dos años sin necesidad de cargos.

Los datos muestran por primera vez el alcance de las detenciones e indican quién fue detenido y dónde.

Más de 200 políticos, entre ellos dos ex jefes de gobierno del Estado, fueron arrestados, junto con más de 100 líderes y activistas de una organización paraguas de grupos políticos pro-separatistas.

El grupo de derechos humanos Amnistía Internacional dijo que la represión era "clara y sin precedentes" en la historia reciente de la región y que las detenciones habían contribuido a "extender el miedo y la alienación".

(Reporte de Devjyot Ghoshal en Srinagar y Alasdair Pal en Nueva Delhi. Editado en español por Marion Giraldo y Jose Elías Rodríguez)

Neuer Inhalt

Horizontal Line


Instagram

Síganos en Instagram

Síganos en Instagram

subscription form

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

Regístrese para recibir en su correo electrónico nuestro boletín semanal con una selección de los artículos más interesantes