Contenido externo

El siguiente contenido proviene de socios externos. No podemos garantizar al usuario el acceso a todos los contenidos.

Unos contenedores apilados en el puerto estadounidense de Los Angeles, feb 18, 2015. REUTERS/Bob Riha, Jr.

(reuters_tickers)

Por Anthony Esposito y David Lawder

WASHINGTON (Reuters) - Negociadores de México, Estados Unidos y Canadá comenzaron el viernes a profundizar en algunos de los temas más espinosos de la modernización del Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN), tales como reglas de origen, servicios y un polémico mecanismo para resolver controversias.

Una copia de la agenda de negociación del acuerdo comercial obtenida por Reuters revela que se espera que las reuniones sobre reglas de origen -una disposición que determina cuánto de un bien está fabricado en la región- se extiendan hasta el domingo, cuando concluye la primera ronda.

El representante comercial de Estados Unidos, Robert Lighthizer, enfatizó el miércoles en la apertura de las conversaciones que su país busca que los productos tengan un mayor contenido regional para ser libres de arancel, así como un "sustancial contenido estadounidense" en el sector automotor.

La industria automotriz de México, Estados Unidos y Canadá está instando a un enfoque más cauto en las reglas de origen, para evitar disrupciones en la cadena de suministro norteamericana construida en los 23 años del TLCAN.

Sin embargo, no está claro si Lighthizer revelerá objetivos específicos para el contenido norteamericano y estadounidense respecto a los automóviles.

La agenda muestra que los negociadores estaban al menos tocando todos los temas principales en los primeros días, para determinar cuán profundas son las diferencias entre los tres países socios.

Un funcionario involucrado en las negociaciones, que no estaba autorizado a hablar públicamente sobre el asunto, describió que dentro de la sala de reunión el clima era "de colaboración".

Varios funcionarios dijeron que una declaración conjunta que se redactará al final de las conversaciones el domingo no trazará, como se esperaba, alguna línea de acuerdo aunque podría bosquejar un cronograma para el resto de las negociaciones. La próxima ronda de reuniones será en México en septiembre.

El miércoles y el jueves se discutieron las demandas de México y Canadá para un mayor acceso a proyectos de obras públicas en Estados Unidos y a contrataciones estatales, un tema que contradice las reglas de la campaña del presidente Donald Trump "Buy American" ("Compra productos estadounidenses") para gastar los fondos de los contribuyentes.

Las conversaciones también se han centrado en el comercio digital, un capítulo nuevo para regular un sector que no existía cuando se negoció originalmente el TLCAN a comienzos de la década de 1990, así como en inversión transfronteriza, propiedad intelectual y temas ambientales.

Está previsto que el sábado los negociadores discutan el polémico mecanismo de solución de controversias para casos antidumping y antisubvenciones, que Estados Unidos quiere eliminar. Canadá y México, en tanto, se han comprometido a mantener las disposiciones del llamado Capítulo 19.

(Reporte adicional de David Lawder, Lesley Wroughton y Ginger Gibson, traducido por Sharay Angulo y Verónica Gómez Sparrowe; editado por Hernán García)

subscription form

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

Regístrese para recibir en su correo electrónico nuestro boletín semanal con una selección de los artículos más interesantes

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

Reuters