Contenido externo

El siguiente contenido proviene de socios externos. No podemos garantizar al usuario el acceso a todos los contenidos.

Los combatientes del grupo rebelde Ahrar al-Sharqiya caminan con sus armas durante un entrenamiento cerca de la ciudad siria del norte de al-Rai, Siria. 20 de marzo 2017. Rebeldes sirios atacaron el martes una zona controlada por el Gobierno en el noreste de Damasco por segunda vez en tres días, dijeron fuentes de ambos bandos, en la ofensiva más audaz contra la capital por parte de combatientes de la oposición en varios años. REUTERS/Khalil Ashawi

(reuters_tickers)

AMÁN (Reuters) - Rebeldes sirios atacaron el martes una zona controlada por el Gobierno en el noreste de Damasco por segunda vez en tres días, dijeron fuentes de ambos bandos, en la ofensiva más audaz contra la capital por parte de combatientes de la oposición en varios años.

El portavoz de uno de los principales grupos insurgentes involucrados en el ataque dijo a Reuters que la nueva ofensiva comenzó a las 5.00 de la mañana hora local, principalmente sobre un área donde los combatientes rebeldes habían tomado el domingo el control de manos del Gobierno antes de ser obligados a retirarse.

Una fuente militar siria dijo a Reuters que los combatientes rebeldes habían entrado nuevamente en la zona tras detonar un coche bomba al comienzo del ataque, pero que un grupo de rebeldes que había ingresado al área había sido cercado.

Los grupos rebeldes lanzaron el asalto desde su bastión de Ghouta Oriental, al este de la capital. Las fuerzas de Gobierno han intensificado las operaciones militares contra Ghouta Oriental en las últimas semanas, buscando estrechar un asedio en la zona. El asalto rebelde apunta en parte a aliviar esa presión.

La lucha se ha centrado en la zona de Abassiyin, en el noreste de Jobar, a unos dos kilómetros al este de la Ciudad Vieja, en un importante cruce de carreteras que conduce a la capital.

Un testigo cerca de la zona escuchó explosiones desde alrededor de las 5.00 de la mañana, seguidas por enfrentamientos y el sonido de aviones de combate.

El Gobierno dijo que el ataque está siendo llevado a cabo por combatientes del Frente Al-Nusra, un grupo yihadista que era afiliado de Al Qaeda en la guerra siria hasta que declaró un rompimiento de los lazos el año pasado. El Frente Al-Nusra es ahora parte de una alianza islamista llamada Tahrir al-Sham.

El presidente Bashar al-Assad y el ejército sirio, junto con las fuerzas aliadas de Rusia, Irán y las milicias chiíes, han tomado ventaja en la guerra por el oeste de Siria, con una sucesión constante de victorias militares en los últimos 18 meses.

(Editado en español por Rodrigo Charme)

Reuters