Contenido externo

El siguiente contenido proviene de socios externos. No podemos garantizar al usuario el acceso a todos los contenidos.

El edificio de la Corte Suprema de Estados Unidos en Washington, jun 26, 2017. La prohibición temporal del Gobierno de Estados Unidos al ingreso de ciudadanos de seis naciones mayormente musulmanas y de refugiados finalmente entrará en vigencia el jueves, pero con un alcance menor que aún permite la entrada al país de algunos viajeros. REUTERS/Yuri Gripas

(reuters_tickers)

Por Yeganeh Torbati y Mica Rosenberg

WASHINGTON/NUEVA YORK (Reuters) - La prohibición temporal del Gobierno de Estados Unidos al ingreso de ciudadanos de seis naciones mayormente musulmanas y de refugiados entró en vigencia el jueves, pero el Gobierno dijo que los novios serán considerados como familiares cercanos, por lo que podrán viajar al país.

El Departamento de Estado estadounidense concluyó que "después de un nuevo examen, los novios ahora serían incluidos como familiares cercanos", dijo un funcionario del organismo que solicitó el anonimato.

El Gobierno del presidente Donald Trump había decidido previamente, sobre la base de su interpretación de una decisión de la Corte Suprema, que los abuelos, nietos y novios que viajen desde Irán, Libia, Somalia, Sudán, Siria y Yemen no podrían obtener visas mientras el veto migratorio esté vigente.

La prohibición de 90 días entró en vigor a las 8 pm EDT (0000 GMT del viernes), junto con un veto de 120 días al ingreso de todos los refugiados.

La implementación de la controvertida medida se produce después de la decisión de la Corte Suprema de Estados Unidos que ratifica el decreto, aunque a una escala mucho menor, ya que exime a los viajeros y refugiados con una "relación cercana" con una persona residente o entidad en el país norteamericano.

Un portavoz del Departamento de Seguridad Nacional, que también solicitó el anonimato, dijo que actualizaría su guía para afirmar que no se impedirá que los novios puedan obtener visas durante la vigencia de la prohibición.

El estado de Hawái pidió el jueves por la noche a un juez federal en Honolulu que determine si el Gobierno de Trump interpretó la decisión de la Corte Suprema de manera demasiado restringida.

Hawái dijo en una declaración judicial que el Gobierno de Estados Unidos pretendía violar las instrucciones de la Corte Suprema al excluir indebidamente del país a personas que realmente tienen una relación familiar estrecha con ciudadanos estadounidenses.

Hawái calificó como "una simple violación del mandato de la Corte Suprema" la negativa a reconocer a los abuelos y otros parientes en la categoría de una relación familiar aceptable.

El fiscal general de Hawái, Doug Chin, pidió al juez federal de distrito Derrick Watson en Honolulu, que bloqueó la prohibición de viajar de Trump en marzo, que emita una orden "tan pronto como sea posible" aclarando cómo debe interpretarse la decisión de la Corte Suprema.

Un funcionario estadounidense de alto rango no respondió directamente cuando se le preguntó cómo impedir el acceso al país de abuelos o nietos haría más seguro a Estados Unidos, y en lugar de eso señaló que la guía de Trump detendrá "ciertos viajes mientras revisamos nuestra postura de seguridad".

(Reporte adicional de Arshad Mohammed, Lawrence Hurley y Susan Heavey en Washington, Gabriella Borter en Nueva York, Fatima Bhojani en Virginia y Dan Levine en San Francisco, escrito por Amanda Becker. Editado en español por Marion Giraldo y Carlos Aliaga)

Reuters